Escrita por Roberto Andrade y bajo la dirección de Gabriela Sandoval, Ok, está bien… cuenta la historia de Mariano, un cinéfilo, quien está por cumplir 30 años y que más tarde se verá envuelto en una complicada disputa con su primo de 15 años por el amor y aprobación de una menor de edad.

Roberto interpreta al protagonista de esta comedia, un personaje triste, patético, y quien asegura, está basado en él mismo, pero a sus 20s.


La verdad es que, a la hora de escribirlo, fue como cerrar el ciclo de mis 20s y lo que había aprendido, tratarme de alejar de ese yo patético y a través de la comedia exorcizarlo. Eso a la vez hizo que fuera una gozada, porque ya podía regresar ahí, pero sin todo el dolor que eso conllevaba

Roberto Andrade

Desde el audio; hasta la propia temática de la cinta, Ok, está bien… se relaciona con comedias del cine clásico y en especial con Manhattan de Woody Allen. Por ello el blanco y negro, señala Gabriela Sandoval, quien asegura que esta también fue una propuesta muy orgánica que ayudó incluso a solventar algunas carencias en presupuesto  por la falta de apoyo.

 PROHIBIDO PROHIBIR

Y es que ni el Roberto Andrade egresado de la generación ‘Aserejés’ del CCC; ni la Gabriela Sandoval a punto de comenzar sus estudios, se imaginaron que esta comedia llegaría a tener tantas trabas, ya no por un tema de calidad; sino por una cuestión de temática, vista como algo políticamente incorrecto.


Nosotros nos aventamos la película con recursos propios, esperando que una vez finalizada hubiera apoyos para posproducción, pero la verdad es que muchos se comenzaron a negar por la temática, entonces de ahí nos costó mucho trabajo lograr consolidar el financiamiento de la posproducción para lograr sacar lo que nos hacía falta, como licencias musicales

Gabriela Sandoval

Pese a haber recibido apoyo en primera instancia para el desarrollo del guion, El Tío Rober se ha mostrado dolido por cómo una película independiente, y que hoy está dentro de las listas de lo mejor del cine mexicano, haya sido cuestionada y abandonada por gente ajena al cine y que toma las determinaciones de respaldar, o no, a distintas obras de acuerdo a su discurso.

COMEDIA EN TIEMPOS POLÍTICAMENTE CORRECTOS

Para crear una rutina de stand up, El Tío Rober, comenta que el proceso incluso puede tomar años, sin embargo, ya sea con lo complicado de la prueba y error antes de subirte a un escenario, o trabajar bajo la especialización que requiere escribir un guion cinematográfico, la censura siempre estará presente.


Es bastante frustrante porque yo siempre he dicho que lo peor que la censura, es la autocensura, y ahorita los comediantes en cualquier circuito, tenemos que estar pensando dos o tres veces si lo que vamos a decir no pone en riesgo nuestra carrera

Roberto Andrade

Y pese a que Roberto Andrade se ha empeñado en crear entretenimiento que no sea vacío tanto en el cine, como en el stand up, asegura que la batalla contra aquellas voces paranoicas y neuróticas que buscan censurar a la menor provocación, está perdida.

¿CENSURA?, ¿PANDEMIA?, ¿CIERRE DE CINES? OK, ESTÁ BIEN…

Pasaron años para que esta comedia pudiera ver la luz, y una vez que se logró, la pandemia frenó en seco las esperanzas de que esta pudiera presentarse en una sala de cine.

Sin embargo, Ok, está bien… se logró llevar a buen puerto, ya se presentó en el Festival de Cine de Guadalajara; críticos de la talla de Jorge Ayala Blanco aseguran que la cinta es “la bocanada de aire fresco que el cine mexicano necesitaba”, y los autocinemas hoy son la vía de distribución que tienen Gabriela y Roberto.

Aunque las puertas se cerraron en todos los sentidos, las pantallas al aire libre de los autocinemas del país, y el cariño de la gente hacia esta comedia, han dejado un grato sabor de boca en quienes soñaron desde 2009 con hacer llegar al público este guion.


Sobre la pandemia y la difusión en los autocinemas jamás nos lo esperamos pero fue padrísimo (…) el proyecto ha tenido características muy sui generis, ha sido raro cómo la película se ha presentado y resuelto sus conflictos

Roberto Andrade

Para Gabriela y Roberto las sorpresas no han parado desde el recibimiento de la gente, la crítica y hasta las peculiares entrevistas.

Hoy Ok, está bien…, está bien, y ahora queda la esperanza de que en un futuro cercano, esta ‘convulsionada’ producción llegue a otros países y a las plataformas de streaming.

También puedes leer: Leyendas Legendarias: 100 episodios de crimen y humor