ANUNCIO

ROBFORD

ROBFORD

Por admitir sus vicios es un alcalde popular

El consumo de alcohol, cocaína y crack coloca en medio de la polémica al alcalde de Toronto, Rob Ford.

El escándalo se agudizó ayer, cuando Ford admitió ante medios canadienses que, pese a no ser un adicto, sí ha probado el crack y la cocaína.

Hizo esta declaración luego de que la Policía de Toronto filtrara la semana pasada a los medios un video en el que el munícipe aparece consumiendo narcóticos.