ANUNCIO

REFORMATELECOMUNICACIONES

REFORMATELECOMUNICACIONES

Todos ponen

Como en el viejo juego de la pirinola en el que una de las ocho caras decía “todos ponen”… generaba la sensación de que nadie había ganado. Nadie podría celebrar que había arrebatado el triunfo.

Ese fue el destino de la reforma de telecomunicaciones en el Senado. 

Una negociación en la que todos pusieron un poco y también recibieron. Por eso se vio una madrugada atípica en la que no corrió la sangre al río.

REFORMATELECOMUNICACIONES

Ni lo prometido ni lo esperado

Ni todo lo prometido, ni todo lo deseado.

Fueron 18 los cambios que aprobó la Cámara de Senadores para aprobar la reforma de Telecomunicaciones que envió el presidente Enrique Peña Nieto a los diputados.

Sobre la gratuidad, el dictamen aprobado determinó que se deberá garantizar acceso libre a los servicios de telecomunicaciones, aunque no se habla en particular del servicio de Internet como se había solicitado.

REFORMATELECOMUNICACIONES

Primero, lo segundo

La guerra más fuerte a la que habrá de enfrentarse la reforma de telecomunicaciones será la integración de la ley secundaria.

A partir de ese momento, los grupos mediáticos y las corporaciones harán sentir su presión.

Agustín Ramírez, coordinador jurídico de la Asociación Mexicana de Derecho a la Información (AMEDI), considera que son dos los temas que tendrán mayor impacto en el usuario: la pluralidad en los contenidos, que toca a la radiodifusión, y el beneficio en las telecomunicaciones.

REFORMATELECOMUNICACIONES

Comienza la batalla

La batalla cambiará de arena. Ahora será el Senado donde se enfrentarán los titanes: el duopolio Televisa-TV Azteca contra el consorcio Dish-Telmex-Telcel que representa Carlos Slim.

América Móvil controla cerca del 70 por ciento del mercado de telefonía móvil y el 80 por ciento de la línea fija. Televisa, de Emilio Azcárraga, tiene el 70 por ciento de la audiencia en televisión abierta y es uno de los jugadores más importantes en la de paga. 

REFORMATELECOMUNICACIONES

El Ifetel manda

La reforma de telecomunicaciones presentada ayer por los integrantes del Pacto por México pretende poner límites al monopolio de la telefonía, más allá de Slim. 

Agrega algunas pinceladas de lo que podrían ser condiciones de cobertura, calidad y tiempo de implementación para los servicios de banda ancha, aunque no los especifica.

El documento no sólo propone la creación del Instituto Federal de Telecomunicaciones (Ifetel): le confiere tareas inmediatas. 

ANUNCIO