GUERRASUCIA

GUERRASUCIA

La amnistía fantasma

Para el Supremo Tribunal de Justicia de Jalisco, el Consejo de la Judicatura y la Fiscalía, las sentencias canceladas y los reclusos liberados gracias a la Ley de Amnistía de 1978, no existen; las dependencias se niegan a transparentar datos

GUERRASUCIA

Redes: territorio comanche

La falta de regulación de las redes sociales por parte de las autoridades electorales ha provocado que éstas se conviertan en el medio perfecto para que a pesar de la veda los precandidatos y sus partidos puedan seguir promocionándose frente a los votantes y atacándose entre ellos

GUERRASUCIA

Pablo Clandestino

Entre las pocas desapariciones forzadas de la Guerra Sucia en Jalisco que ya cuentan con una reparación del daño por parte del Estado Mexicano, figura el caso de José Barrón Caldera, quien adoptó el seudónimo de “Pablo” a su ingreso a la Liga Comunista 23 de Septiembre. 

José desapareció el 10 de junio de 1976, en un operativo que desplegó el Servicio Secreto de la Dirección de Seguridad Pública del Estado de Jalisco, durante el mandato del exgobernador priista Alberto Orozco Romero, de acuerdo con la indagatoria de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH). 

GUERRASUCIA

Heridas abiertas

Casi 50 años han transcurrido desde el inicio de aquella oscura época que fue para México la Guerra Sucia, y no han bastado para que el Estado cumpla cabalmente con su obligación por reparar el daño, a las cientos de víctimas por desaparición forzada que dejó entonces el régimen.

Más de 15 años han pasado también desde que la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), emitió el 27 de noviembre de 2001 su recomendación 26/2001 sobre la Guerra Sucia, donde acreditó la desaparición forzada de 275 víctimas por agentes estatales entre 1971 y 1984.