Una inspección que realizó el Municipio detectó que la Torre Tanarah mide casi 100 metros de altura, superando los 76 autorizados en el año 2009

https://www.youtube.com/watch?v=aBClW1-XbCo

El Municipio de San Pedro perdió una oportunidad más de clausurar y comenzar la demolición de la polémica Torre Tanarah.

El Tribunal de Justicia Administrativa de Nuevo León concedió una nueva suspensión provisional  para evitar su clausura y la demolición, por parte de la administración municipal que encabeza Ugo Ruiz, debido al tema de la violación de los permisos de desarrollo urbano.

El martes, la Segunda Sala Ordinaria del Tribunal admitió el juicio contencioso administrativo y concedió al particular la suspensión, medida cautelar que estará vigente hasta que se dicte la sentencia definitiva.

La resolución del juicio 232/2014 está publicada desde el martes en el Boletín Electrónico del Tribunal.

La protección fue solicitada por el representante legal del régimen de propiedad en condominio vertical Plaza Comercial Tanarah, y no por Desarrolladora Trinity, empresa que era la que estaba interponiendo los recursos legales.

La suspensión obtenida por los socios de la Torre Tanarah es con el objeto de impedir que la Secretaría de Desarrollo Sustentable de San Pedro pueda clausurar las obras de este edificio, luego del procedimiento que le inició la administración de Ugo Ruiz.

Además, la suspensión a favor de la Torre Tanarah evita provisionalmente la demolición de los 23 metros adicionales de altura que construyó el propietario, sin autorización municipal según concluyó una investigación de San Pedro.

Hace un mes el Primer Tribunal Colegiado en Materia Administrativa del Estado revocó la suspensión de amparo otorgada por el Juez Primero de Distrito en Materia Administrativa, a la Torre Tanarah en contra del Municipio de San Pedro.

En un mes el Municipio de San Pedro no ejecutó la orden de clausura, por la violación de permisos de desarrollo urbano, aunque sí suspendió las obras por cuestiones de Protección Civil.

El pasado 3 de abril la Dirección de Protección Civil sampetrina suspendió los trabajos de construcción de este hotel de más de 100 metros de altura, por los riesgos que provocaban las obras.

Un día antes, cristales que estaban colocados en lo alto de este edificio en construcción cayeron al piso, lo que provocó que personal de la constructora desalojara el estacionamiento de la Plaza Tanarah.

Ese día el Alcalde Ugo Ruiz, acompañado de los integrantes del Ayuntamiento de San Pedro, participó en la clausura municipal temporal por riesgos.

Hasta el día de ayer los sellos temporales impuestos por Protección Civil estaban vigentes en la zona de trabajos de la Torre Tanarah, que está custodiada por patrullas de San Pedro.

El conflicto entre las autoridades municipales y socios de la Torre Tanarah comenzó el 24 de agosto de 2013, cuando la Secretaría de Desarrollo Sustentable de San Pedro clausuró las obras de construcción de este edificio, ubicado en la zona de Valle Oriente.

Ese día, se registró un accidente provocado por el colapso de una grúa, lo que obligó al cierre de la avenida Vasconcelos durante tres días.

Una inspección que realizó el Municipio detectó que la Torre Tanarah mide en realidad casi 100 metros, lo que supera los 76 metros de altura autorizados en el 2009 por el Cabildo sampetrino.

El 27 de septiembre del año pasado el Municipio de San Pedro suspendió de manera definitiva las obras de construcción de la torre y resolvió demoler 23 metros de excedentes en la altura del edificio, que tiene 28 pisos.

También, la administración del alcalde Ugo Ruiz aplicó multas en contra del desarrollador, por 1 millón de pesos.

Sin embargo, la empresa propietaria de la Torre Tanarah obtuvo una suspensión definitiva del Poder Judicial de la Federación, para ordenar al Municipio el retiro de los sellos de clausura impuestos por la autoridad sampetrina.

También, el Ayuntamiento de San Pedro presentó entonces una denuncia penal ante la PGR, el 28 de octubre, en contra del apoderado legal de la empresa Desarrolladora Trinity, acusándolo de falsear información.

Sin embargo, la PGR determinó que no existían elementos para proceder penalmente en contra de los propietarios y abogados de la Torre Tanarah, denunciados por el Municipio de San Pedro.