El día de hoy el Congreso de la Unión inicia los trabajos del segundo periodo ordinario de sesiones de la LXV Legislatura, la cual ha estado marcada por la polarización, la confrontación y por pocos avances en el terreno legislativo.

De acuerdo con especialistas y a las prioridades de cada una de los grupos parlamentarios, del 1 de febrero al 30 de abril estaremos ante un escenario similar al de meses pasados: Morena y sus aliados intentando que avancen las reformas ordenadas por el presidente Andrés Manuel López Obrador, y los partidos opositores formando un bloque de contención para frenarlas.

Los legisladores tendrán casi 90 días para avanzar en reformas necesarias para el país en temas como el combate a la corrupción, la inseguridad y la recuperación económica

Para Morena y sus aliados (PES, PT y PVEM) las prioridades legislativas serán la Reforma a la Industria Eléctrica, la incorporación de la Guardia Nacional a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), la Revocación de Mandato y una Reforma Político-Electoral.

Por su parte para la oposición serán prioridad reformas que involucren el combate a la corrupción, la recuperación económica, el fortalecimiento de los órganos autónomos y el acceso y abasto a medicamentos y tratamientos en el sector salud.

René Rosado, director de la Licenciatura en Transformación Pública del Tec de Monterrey y especialista en política, opina que este periodo ordinario de sesiones será corto por la cantidad de temas que se deben de legislar por lo que le preocupa que todo se centre tan solo en la agenda del presidente.

“Va a ser un periodo corto y me preocupa que todo quede en una discusión dentro de la agenda del presidente porque Morena ya no tiene la maquinaria para pasar por todos los demás (…) Me gustaría que se avance en temas como la regulación de la cannabis, el combate a la corrupción y la recuperación económica.

“Otro de los temas interesantes está siendo impulsado por Movimiento Ciudadano y es la necesidad de un nuevo pacto de coordinación fiscal, es decir, lo que buscan es una nueva distribución de los recursos federales en las entidades”, apunta.

Sobre los conflictos y confrontaciones que podríamos ver en los próximos meses en la arena legislativa, el especialista señala que incluso podrían venir desde dentro de Morena y también por los votos que representa el Partido Revolucionario Institucional.

“Con Morena va a ser un año muy interesante porque ya comenzamos a ver estos rompimientos y se comienzan a polarizar las cosas con miras a lo que va a ocurrir en tres años, la sucesión presidencial”
René RosadoDirector de la Licenciatura en Transformación Pública del Tec de Monterrey

“También creo que va a haber confrontación por estos grupos clave que pueden inclinar la balanza hacia un lado o a otro. Puede ser el PRI, que ya no está en el radar como una fuerza relevante pero sí puede inclinar la balanza”, opina.

Siguiendo al presidente

Previo al inicio de trabajos, la presidenta de la Mesa Directiva de la Cámara alta, Olga Sánchez Cordero, insistió que en Morena irán con todo en la agenda que impulsa el presidente, sin embargo, el bloque de contención integrado por el PAN, PRI, PRD, MC y el Grupo Plural tienen sus propios planes y, en el caso de la Reforma Eléctrica, adelantaron que no la acompañarán, al igual que la consulta ciudadana sobre la continuidad o no del jefe del Ejecutivo federal.

Xóchit Gálvez, senadora del PAN, reveló que una de las prioridades de su grupo parlamentario es aprobar en este periodo sanciones penales a las personas que incurran en violencia o inciten a otros a ejercerla en contra de personas y sus bienes por razones de odio.

Además, la panista advirtió junto a su compañera Kenia López Rabadán que presentarán ante el pleno un punto de acuerdo para que la Unidad de Inteligencia Financiera, la Fiscalía General de la República, la Secretaría de la Función Pública y la Auditoría Superior de la Federación, realicen una investigación sobre los posibles vínculos de corrupción que puedan existir entre la empresa Baker Hughes y el hijo mayor del presidente de la República.

Respecto a la agenda de Morena, su coordinador Ricardo Monreal adelantó que legislarán en materia de seguridad, salud e inflación.

“En unidad, el grupo parlamentario enfrentará los desafíos legislativos, entre ellos, los proyectos prioritarios del Ejecutivo federal”, aseguró.

Durante la reunión plenaria de Morena y en representación del presidente, el secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández, llamó a los legisladores de su partido a dejar de lado “las batallas estériles” y hacer frente, en unidad, a los retos que representa la discusión de las reformas constitucionales impulsadas por López Obrador.

Para lograr cambios constitucionales, Morena requiere de por lo menos 10 votos de la oposición por lo que deberá negociar con los otros partidos.

Reformas desde el Gobierno federal

Con mandatos judiciales pendientes, reformas propuestas por el Ejecutivo federal y agendas propias, los grupos parlamentarios de Morena, PAN, PRI, PVEM, PT, MC y PRD en la Cámara de Diputados se alistan para iniciar hoy el segundo periodo ordinario de sesiones.

Al igual que en la Cámara alta, para los morenistas en San Lázaro sus prioridades serán las dictadas por el presidente, además de una reforma a la Ley de Partidos Políticos a solicitud de la dirigencia nacional de su partido.

El segundo periodo ordinario de sesiones de la LXV Legislatura arranca el día de hoy y termina el próximo 30 de abril

Los guindas también alistan, a solicitud de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, una propuesta para que los recursos incautados por la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) a grupos criminales se destinen al fortalecimiento y equipamiento de corporaciones policiacas como la Guardia Nacional y policías municipales.

Para los 113 diputados panistas encabezados por Jorge Romero una prioridad en este periodo será el fortalecimiento a la democracia, la defensa de los órganos autónomos, en particular el Instituto Nacional Electoral, y la lucha contra la corrupción y el alto nivel inflacionario, entre otros.

Para las y los diputados del PAN, defender que el árbitro electoral siga siendo autónomo, independiente, fuerte y ciudadano, es de las prioridades, así como trabajar para acabar con los actos intimidatorios y de violencia que vulneran la democracia mexicana.

Rubén Moreira, coordinador del grupo parlamentario del PRI en la Cámara de Diputados, que realizó ayer su plenaria, dijo que entre los asuntos que revisarán los 71 diputados federales destacan la perspectiva política, económica y social de México para 2022, la Reforma Eléctrica, la Reforma Político-Electoral y el Código Nacional de Procedimientos Civiles y Familiares.

También puedes leer: La responsabilidad histórica de la LXV Legislatura