El otro socio, Samuel Strauch, es también agente de bienes raíces y dueño de las compañías de compra y renta de inmuebles Affinity Group

La lista de bienes en el extranjero vinculadas con Rafael Olvera, el dueño de la sociedad financiera popular Ficrea, en liquidación a causa de un fraude por 2 mil 700 millones de pesos, sigue en aumento.

Dos operadores en Florida que se especializan en bienes raíces han comprado inmuebles durante los últimos dos años en una red de compañías cuyos nombres comienzan con LT, las iniciales de Leadman Trade.

Estas iniciales coinciden con la empresa que trianguló en México los fondos de la sociedad financiera popular para sacar el dinero de los ahorradores del país, según la versión de las autoridades financieras.

La participación de manera directa de Olvera Amezcua, en más de 30 compañías en Estados Unidos, se ha vinculado con la compra de casas, departamentos y hasta una farmacia.

Fueron adquiridas mayormente después de marzo de 2014, cuando ya había iniciado la investigación por fraude por parte de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

Pero esta nueva red, que integran al menos otras 18 compañías asentadas en Florida, comenzó a comprar inmuebles en esa región estadounidense desde mediados de 2013. 

Los operadores principales de estas empresas son los agentes de bienes raíces Samuel Strauch y Alberto Galante, ambos residentes en el sur de esa entidad.

Durante la mesa de trabajo ante la Comisión permanente del Congreso el 16 de enero, el titular de la Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, Alberto Bazbaz, aseguró que la Procuraduría General de la República ya se encuentra en trámites para recuperar las propiedades que el dueño de la sociedad financiera obtuvo en el extranjero. 

A menos que Strauch y Galante sean involucrados en una investigación paralela que se desarrolle en Estados Unidos, la recuperación no incluirían las casas compradas por medio de ellos bajo los nombres de compañías en las que no se menciona a Olvera ni alguno de sus familiares.

Un emporio con las iniciales LT

Un año y medio antes de que la CNBV interviniera a Ficrea por la presunción de que se habían desviado 2 mil 700 millones de pesos de los ahorradores para compras de autos, casas y otros gastos, su dueño, Rafael Olvera, dispuso de una gran cantidad de dinero en el extranjero. 

Abrió en Miami la compañía LT Florida City LLC. Los socios fundadores fueron Alberto Galante, el dueño de Ficrea y el agente de bienes raíces Samuel Strauch, que participa como funcionario en la mayoría de las empresas de Olvera y su hijo en Florida.

Alberto Galante tiene licencias de Florida vigentes para vender yates y bienes raíces. Se presenta en su página de Linkedin como gerente en Miami del Grupo Investa, una compañía especializada en “gestión de patrimonios” con sede en Barcelona, España, fundada en 2002.

Al mismo tiempo asegura que dirige desde abril de 2011 el programa de obtención de visas permanentes para Estados Unidos en TSG Capital Group, una firma de capital privado especializada en manejo de crecimiento, adquisiciones y ampliaciones para otras compañías. 

El nombre de la empresa contiene las iniciales de la compañía que triangulaba en México el dinero de Ficrea, Leadman Trade, la cual formaba parte del Grupo Trade, del que Olvera tenía en propiedad el 99.99 por ciento de las acciones. 

Aunque Olvera es socio fundador, su nombre se eliminó del reporte anual de la compañía en 2014 y 2015.

Por medio de esta empresa, los socios compraron trece casas, todas las de ambas aceras de una cuadra en la zona conocida como Florida City, en el extremo sur de la ciudad de Miami. 

Las casas costaron 1.6 millones de dólares cada una y fueron construidas en 2006. Tienen una extensión de 520 metros cuadrados de terreno, tres recámaras y dos baños, según el registro público del condado de Miami. 

En esta misma zona compraron en diciembre de 2013 en 1.7 millones de dólares un edificio para renta de espacios de almacén de 5 mil 400 metros cuadrados. 

Esta compra, realizada por medio de la empresa LT N 1380 Krome, Inc. contempla igualmente a los agentes de bienes raíces como los únicos nombres en el registro. 

Multifamiliares y almacenes

La participación de Galante en las compañías con las iniciales LT se extendió a 18 empresas. 

El otro socio, Samuel Strauch, es también agente de bienes raíces y dueño de las compañías de compra y renta de inmuebles Affinity Group, que administra las propiedades por medio de otra empresa: Level 5 Services.

Bajo el mismo modus operandi, el 31 de mayo de 2013 los socios de Olvera crearon LT Lauderdale Lakes, LLC. Con ésta compraron el primero de julio una propiedad en el condado de Broward, al norte de Miami, por otros 685 mil dólares.

Con LT 103 Aventura One, Inc., adquirieron en 5.5 millones de dólares las suites 103 y 307 de un edificio para uso comercial en la zona de Aventura, al norte de Miami. 

Ese edificio concentra varias de sus empresas. En otro piso del mismo inmueble se registró la dirección fiscal de la consultora en seguridad que puso en Miami el exsecretario de Seguridad Pública, Genaro García Luna, al término de la administración calderonista. 

El 14 de abril del año pasado, Galante, Strauch y Leadman Trade Inc, filial en Miami de la sociedad mexicana, compraron un edificio de multifamiliar con 10 unidades habitacionales en el norte de Miami por 825 mil dólares. Usaron para esto otra empresa, llamada LT 77 NW 77 Inc.

Meses antes, en diciembre de 2013, habían adquirido otro multifamiliar de 16 unidades en Lake Worth, condado de Palm Beach, igualmente en el sur de la Florida. Pagaron 850 mil dólares por medio de LT Lake Worth Inc.

La búsqueda de multifamiliares se extendió hasta una zona cercana, donde LT Riviera Beach LLC, adquirió en octubre de 2013 uno de 10 unidades por 150 mil dólares y otro de cuatro unidades por 840 mil dólares.

En el condado de Broward, al norte de Miami, compraron seis inmuebles el primero de mayo del año pasado, todos el mismo día, con la empresa LT Broward Properties, Inc. a un precio total de 755 mil dólares. Los socios son los mismos: Galante, Strauch y Leadman.

La adquisición de estas propiedades, si bien no contó con la participación directa de Rafael Olvera en su puesto de dueño de Ficrea y Leadman Trade, muestra claramente el camino hacia el dinero de estas compañías que defraudaron en México a más de 6 mil personas.