Convencer a la ciudadanía de apoyar a los candidatos independientes para que puedan figurar en la boletas electorales del próximo año dejó de ser el principal reto.

La tecnología, contraria a su función primordial: facilitar la realización de una tarea, se atravesó en el camino de quienes buscan el máximo cargo político en el país generando un descontento generalizado.

La aplicación y plataforma desarrolladas por el Instituto Nacional Electoral para la captación y registro de firmas de los candidatos independientes ha sido un fracaso que costó 4.6 millones de pesos.

A más de tres semanas de haber iniciado el proceso de recolección de firmas, los contendientes que no representan partidos políticos no han parado de criticar y presentar quejas por la mala calidad de la aplicación móvil que se les exige utilizar.

Entre los problemas más comunes que reportan se encuentra la dificultad para captar la información de las credenciales del Instituto Nacional Electoral utilizando la cámara de los celulares que operan la aplicación.

Los candidatos denuncian que si la luz del lugar donde se encuentran no es la óptima o si el celular que usan no se encuentra dentro de la gama alta de los dispositivos móviles llevar a cabo la tarea resulta muy complicado.

La falta de internet en comunidades rurales o zonas marginadas también se ha vuelto uno de los principales problemas, pues para que la aplicación del INE funcione óptimamente se requiere de una conexión a internet para poder registrar los apoyos en la página web al mento.

La falta de internet en comunidades rurales o zonas marginadas también se ha vuelto uno de los principales problemas
4.6
Millones de pesos costo de la aplicación y plataforma desarrolladas por el INE para la captación y registro de firmas de los candidatos independientes

Soluciones equivocadas

Durante las pruebas que diversos hackers cívicos han realzado a la aplicación del INE se dieron cuenta de que a pesar de que la app requiere del uso de teléfonos inteligentes de gama alta ésta no explota al máximo las capacidades de los dispositivos modernos

Desde el punto de vista de Juan Pablo Escobar, hacker cívico, fundador y director de Cívica Digital y cofundador y asesor de Codeando México, la forma en que Grupo Tecno -empresa contratada por el INE para crear la aplicación y la plataforma- planteó la solución para la recolección de firmas a través de la herramienta digital que se les pidió fue equivocada.

En una primera instancia, la incapacidad de la aplicación para funcionar correctamente en cualquier tipo de dispositivo móvil demuestra la mala calidad en el trabajo realizado por Grupo Tecno.

“La solución que plantearon los desarrolladores demuestra ser muy ineficiente al no funcionar correctamente con sistemas operativos viejos o en celulares de gama baja”, explica el hacker cívico Juan Pablo Escobar, a quien se le hace extraño que con todos los avances tecnológicos que existen actualmente esto se haya convertido en uno de los principales problemas.

Para Escobar, el tipo de fallas que ha presentado la aplicación revela que sus creadores no realizaron las pruebas suficientes para determinar si la aplicación funcionaba correctamente.

“Hoy en día hay muchos programas para que después de desarrollar una aplicación puedas probar si ésta cumple con las funciones requeridas. Los softwares siempre fallan y por eso es importante llevar a cabo este proceso de comprobación, el cual, además de revelar errores, también permite analizar y determinar qué mejorías se deben realizar antes de liberarla”, comenta Juan Pablo.

Durante las pruebas que diversos hackers cívicos han realzado a la aplicación del INE también se dieron cuenta de que a pesar de que la app requiere del uso de teléfonos inteligentes de gama alta ésta no explota al máximo las capacidades de los dispositivos modernos.

“La manera en que la aplicación del INE escanea las imágenes para obtener la información de quien desea apoyar a un candidato independiente es muy complicada e incluso vieja. Ahora existen soluciones mucho más efectivas que dependen menos del reconocimiento y cumplen de una manera más eficiente con la tarea. El método de OCR que se utiliza en la app para captar la información de los electores está siendo mal utilizado. “En lugar de estar intentando obtener con la cámara de un celular toda la información que presenta la credencial del INE lo que debieron hacer fue desarrollar la app para que ésta fuera capaz de escanear el código bidimensional que se encuentra al reverso de las credenciales y a partir del cual se puede extraer toda la información necesaria”, revela Juan Pablo Escobar.

“La solución que plantearon los desarrolladores demuestra ser muy ineficiente al no funcionar correctamente con sistemas operativos viejos o en celulares de gama baja”
Juan Pablo EscobarFundador y director de Cívica Digital y cofundador y asesor de Codeando México

Ciudadanía queda fuera

A los problemas se suma el hecho de que la aplicación no la puede descargar y utilizar la ciudadanía. Esto quiere decir que forzosamente se requiere de un intermediario para captar la información dejando fuera la posibilidad de que cualquier persona pueda registrar su apoyo de manera fácil y sencilla hacia alguno de los independientes.

Juan Pablo Escobar, autor del texto “Tecnología de gobierno fallida: caso del INE app para firmas”, considera que uno de los motivos por el cual el desarrollo de la aplicación fue mala se debe a que fue desarrollada a puerta cerrada.

“Sin estándares abiertos, sin APIs (interfaz de programación de aplicaciones) abiertas; el Instituto Nacional Electoral tomó la decisión de echarse a la espalda el proyecto en lugar de proponer un protocolo que permitiera que otros desarrolladores y organizaciones crearan una mayor diversidad de soluciones”.

Ante la problemática y las quejas de los candidatos independientes, el Instituto Nacional Electoral informó a través de un comunicado que ya se encuentran trabajando en una solución, la cual debe quedar lista esta semana.

Su intento por solucionar la situación dependerá de una actualización que al descargarla evitará que se tenga que tomar la foto varias veces antes de poder llenar la información manualmente.  Mientras tanto los días siguen avanzando y la recolección de firmas para convertirse en candidato independiente y contender por la presidencia en 2018 sigue complicándose para los contendientes.

En el último conteo realizado por el INE, Margarita Zavala, quien se encuentra a la cabeza en la recolección de firmas apenas contaba con el 7 por ciento del total requerido para lograr su candidatura.

Frente a la difícil situación, personajes como Armando Ríos Piter y Pedro Ferriz de Con ya pidieron al INE ampliar el plazo establecido para la recolección de firmas argumentando que su falta de apoyos se debe a las fallas en la plataforma.

Armando Ríos Piter y Pedro Ferriz de Con pidieron al INE ampliar el plazo establecido para la recolección de firmas que los apoyen en sus candidaturas

También puedes leer:

INE: experto en trabas por Imelda García