Miguel Barbosa, excandidato de Morena a la gubernatura de Puebla, convocó a una “marcha por la dignidad”, debido al fallo de la Sala Superior del Tribunal Electoral federal (TEPJF) que ratificó a la panista Martha Erika Alonso, al considerar que no había pruebas suficientes para anular los resultados de la elección del 1 de julio.

A la marcha que se realizó en Puebla y terminó en la Plaza de la Democracia frente al edificio Carolino, se anunció a la presidenta del partido Morena, Yeidckol Polevnsky y a regidores de los municipios de Puebla como oradores.

En una asamblea informativa contra el supuesto fraude electoral, los diferentes oradores exigieron una Puebla libre y democrática, y aseguraron que continuarán luchando para obtener justicia.

Oradores se pronunciaron en contra del feminicidio y del huachicoleo del que son víctimas los poblanos; mejores jueces que defiendan a los ciudadanos y no a los delincuentes, un gobierno que haya ganado porque lo eligió el pueblo y no por un capricho.

 

 

“Te queremos, Miguel, como gobernador. “Viva Morena, viva Andrés Manuel López Obrador”, se escuchaba entre los asistentes.