En este 2021, el gobierno de la alcaldía Tláhuac en la Ciudad de México derrochó cientos de miles de pesos en la organización de eventos y fiestas, a pesar de las carencias sociales que persisten en la demarcación.

Durante el mes de septiembre pasado, la alcaldía firmó un contrato para el arrendamiento de mesas, manteles, sillas, carpas y tarimas por más de medio millón de pesos.

En ese entonces, el gobierno de Tláhuac estaba a cargo de su titular interino, Ernesto Romero Elizalde, quien desde el mes de abril de este año ocupó el cargo y lo dejó por el cambio de administración el 1 de octubre pasado.

El servicio fue contratado para cumplir con la organización de fiestas religiosas, eventos y reuniones.

La demarcación prefirió gastar dicho monto en fiestas, a pesar de que Tláhuac es una de las demarcaciones con mayor índice de pobreza en la capital y padece la carencia de servicios como el agua.


Sillas plegables, tarimas, salas, tambos y carpas fueron los productos arrendados

El contrato

El pasado 17 de septiembre, la demarcación territorial firmó el contrato folio 068/2021 con la persona física Tomás Palacios Martínez para el arrendamiento de “Apoyos logísticos”, por un monto total de 650 mil pesos, indica la información sobre las adjudicaciones y licitaciones celebradas por la alcaldía durante 2021 que se puede consultar en la Plataforma Nacional Territorial (PNT).

Aunque el objeto del contrato señala que el acuerdo comercial es para la prestación de apoyos logísticos, el apartado de las declaraciones especifica que en realidad se adquiere el servicio de arrendamiento de diversos muebles e insumos para los eventos, las festividades religiosas, reuniones y asambleas que se celebren en la demarcación.

También, el documento —firmado tras un proceso de invitación restringida a tres proveedores— detalla en los anexos técnicos que la demarcación rentó sillas plegables tanto de plástico como acojinadas, cubremanteles, cintas para moños, tarimas, entre otros insumos. Pero destaca la renta de salas lounge a mil 200 pesos y también de tambos con capacidad para mil litros de agua a 500 pesos.

El contrato menciona los precios unitarios de los objetos arrendados, no obstante, no dice la unidad de tiempo o lapso de la renta; no explica si el precio de las salas, los tambos y los demás productos son por hora, día o por evento.

El contrato fue autorizado por parte del gobierno de Tláhuac por Silvia Yadira Ferrer González, directora general de administración; y por Erika Ivonne Leyte Ruvalcaba, directora general de administración y asuntos jurídicos.

Tláhuac en medio de la marginación

El Gobierno interino de Tláhuac gastó más de medio millón de pesos en rentar servicios para organizar eventos y fiestas aún cuando el Informe de Pobreza y Evaluación 2020 del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (CONEVAL) señala que la alcaldía es una de las 5 demarcaciones de la capital con mayor porcentaje de población en pobreza extrema.

Según el documento, las 5 de las 16 alcaldías de la ciudad en donde hay más pobreza extrema son Milpa Alta, Xochimilco, Tláhuac, Iztapalapa, y Magdalena Contreras.

El informe revela que en Tláhuac el 1.3 por ciento del total de su población, 5 mil 307 personas, no tiene los suficientes recursos para adquirir una canasta básica alimentaria.

Otro indicador del rezago social en el que está la alcaldía, menciona el estudio, es que el 25 por ciento de las viviendas no cuentan con energía eléctrica.

Además, 23 colonias de Tláhuac están entre las 230 localidades de la ciudad en donde el abasto de agua es por tandeo y está condonado su cobro por las carencias para proporcionar el servicio de manera regular, de acuerdo con la Gaceta Oficial de la Ciudad de México del 20 de abril de 2020.

Uniformes con sobreprecio

Durante septiembre pasado la alcaldía no solo firmó contratos para organizar eventos y fiestas a pesar de las carencias sociales que existen, también compró uniformes para sus empleados con sobreprecio.

El pasado 3 de septiembre, la demarcación territorial suscribió el acuerdo comercial 065/2021 para la adquisición de uniformes por un monto de 213 mil 436 pesos con la proveedora Norma Belén Meza Cortés.

Sin embargo, los insumos fueron pagados por Tláhuac a sobreprecio en comparación con su costo comercial.


La alcaldía compró 88 camisas bordadas para caballero con manga larga, hechas de algodón, a un precio unitario de 899 pesos

No obstante, en los portales electrónicos de las tiendas de ropa Weekend, Coppel y Dioro, los precios de productos similares oscilan entre los 200 y los 500 pesos por unidad.

Es decir, la demarcación pagó entre 600 y 400 pesos más por cada producto, a pesar de que también fue una compra al mayoreo y debió ser menos el precio de cada pieza.

Posteriormente, el gobierno interino de Tláhuac adquirió 22 playeras bordadas tipo polo, a 683 pesos cada una.

Al igual que en el caso de las camisas, también fueron compradas más caras de lo que se ofrecen en el mercado: en tiendas como American Eagle y GAP bienes similares están en precios al público que van de los 350 a los 400 pesos.

Por último, este contrato fue concretado a través de la adjudicación directa, lo que significa que no hubo un concurso de licitación pública entre varios proveedores que otorgara las mejores condiciones para la administración gubernamental.

También puedes leer: Irregularidades de Martínez Vite dejan huella en Tláhuac