El saldo de la corrupción del periodo neoliberal en materia de vivienda fue que 600 mil casas fueron abandonadas, aseveró el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO).

Afirmó que en otros sexenios no se contaba con planes de desarrollo urbano, solo se hacían negocios familiares de políticos y hasta se construían departamentos, “huevitos de 30 metros”.

Sin embargo, dijo que el pueblo le dijo basta al periodo de corrupción y saqueo que se registró en el Infonavit y en el sector de la construcción.


Dejó como saldo alrededor de 600 mil departamentos abandonados, es el saldo de corrupción del periodo neoliberal en materia de unidades habitacionales, sólo con el propósito de lucro para beneficiar a gente cercana al gobierno, a familiares de funcionarios públicos.

AMLO

Presidente de México

Criticó que las unidades habitacionales se construyeron en zonas apartadas, de alto riesgo, sin servicios básicos, escuelas, parques ni centros de salud.

“Construían huevitos de 30 metros cuadrados, querían que trabajadores de la Ciudad se fueran a vivir allá cuando el trabajador, lamentablemente, a veces tarda dos, tres horas para llegar a su trabajo aquí en la Ciudad de México”, señaló.

Lee también: Presenta gobierno de AMLO plan para proteger a personas candidatas en proceso electoral