¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Opinión

¿Quién ganará el pleito de lavandería que se libra hoy en Nuevo León por la Ley Electoral?

La verdad no lo sabemos.

La lógica indica que el Tribunal del Poder Judicial de la Federación le debe dar la razón al gobernador Jaime Rodríguez por encima de los caprichos de los diputados del PRI y PAN.

Los magistrados del Tribunal Estatal Electoral se excedieron al ordenarle al Ejecutivo publicar el decreto de la reforma electoral, pero también lo hizo el Poder Judicial del Estado, que encabeza el magistrado Carlos Emilio Arenas, al dejar sin efectos la resolución del TEE.

El magistrado Gastón Julián Enríquez Fuentes, presidente del TEE, debe de estar preocupado por la denuncia que prepara el Estado en su contra.

No sabemos quién ganará este pleito.

Lo que sí sabemos con certeza es quién perderá esta batalla campal sin sentido y serán los ciudadanos de Nuevo León, que son rehenes de una clase política sumergida en la mediocridad.

‘El Bronco’ rompe con alcaldes

En la clausura la semana pasada del Casino Miravalle, por parte de la Secretaría de Salud del Estado, se vislumbra un trasfondo político más allá de que en este establecimiento se violaba la Ley antitabaco.

No es casualidad que la suspensión de este centro de apuestas ocurra justo en medio de la disputa que protagoniza el gobernador Jaime Rodríguez con el PRI y el PAN por la reforma a la ley electoral.

Es conocido que en el Casino Miravalle tiene intereses el abogado Filiberto de la Garza, hermano del alcalde del PRI, Adrián de la Garza.

 “El Bronco” está culpando a los alcaldes del PRI, Adrián de la Garza y Francisco Cienfuegos, de impulsar una reforma electoral a modo que solo garantiza la reelección de los ediles.

Fue tal el enojo del gobernador que nos aseguran que desde la semana pasada ordenó a la Fiscalía Anticorrupción desempolvar denuncias en contra del grupo político de Cienfuegos y De la Garza.

El pacto entre “El Bronco” y los alcaldes tricolores parece que ha terminado.

Nicolaítas responden a consulta

Gran ejercicio de participación ciudadana organizó ayer en San Nicolás el alcalde Víctor Fuentes.

El edil panista realizó una consulta pública para preguntarle a los nicolaítas si están de acuerdo con aplicar el polémico programa de fotomultas exclusivamente a los camiones de carga que transitan por el municipio.

No hay que olvidar que este municipio recientemente fue escenario de accidentes viales protagonizados por tráileres que iban a exceso de velocidad en las avenidas nicolaítas.

Los habitantes del municipio de San Nicolás apoyaron esta medida en contra del transporte de carga, por lo cual en los próximos días la administración municipal comenzará con las gestiones para la implementación de las fotomultas en este municipio, pero exclusivamente para el transporte de carga.

El primer paso será la modificación del reglamento de tránsito. No será algo fácil.

Las empresas de transporte de carga ya preparan medios de defensa en contra de este programa de seguridad vial.


* Esta opinión no refleja la del periódico
Comentarios