NUEVA YORK (AP) — Revlon, la multinacional de productos de belleza creada hace 90 años, ha solicitado la quiebra, agobiada por las deudas, los trastornos a su red de suministro de insumos y el aumento vertiginoso de los costos.

Conoce más: Mariana Rodríguez ya es dueña de la marca “Fosfo fosfo” para comercializar maquillaje y perfume

La empresa con sede en Nueva York dijo que espera recibir préstamos por 575 millones de dólares de sus prestamistas existentes para mantener en marcha sus operaciones diarias.

De todas las subsidiarias internacionales de Revlon en funcionamiento, solo las de Canadá y el Reino Unido están incluidas en el proceso. La solicitud se presentó en la Corte Federal de Quiebras del Distrito Sur de Nueva York.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Revlon (@revlon)

Revlon, cuyas marcas desde Almay hasta Elizabeth Arden han sido una presencia constante en las estanterías de las tiendas, ha tenido problemas durante años para responder a los cambios en los criterios de belleza y la competencia creciente. Está respaldada por MacAndrews & Forbes, del multimillonario Ron Perelman.