#MargaritaArellanes

La policía 'de papel' de Margarita

Aunque existe una buena intención de la alcaldesa, no siguió los protocolos. Los ‘marinos’ que llegan no tienen la Clave Única de  Identificación Policial, ni Licencia Oficial Colectiva, así que no cuentan con armas.

4
comentarios
"El nuevo modelo de la Policía de Monterrey se rige bajo los principios de honestidad, compromiso, responsabilidad y lealtad para con los ciudadanos y está integrada por elementos comprometidos con la seguridad encaminados a un trabajo estratégico en el combate a la delincuencia"
Margarita Arellanes
Alcaldesa de Monterrey

Los 400 “marinos” que presentó ayer la alcaldesa Margarita Arellanes como parte de la nueva Policía Municipal de Monterrey tienen un problemita: están desarmados.

Los nuevos elementos de la corporación regia, reclutados y adiestrados según la alcaldesa por la Marina-Armada de México, no cuentan con licencias para portar armas de fuego.

Los uniformados municipales no podrán utilizar ningún tipo de arma hasta que la Secretaría de la Defensa Nacional les expida las licencias… pero si primero aprueban el proceso de certificación y capacitación.

Un procedimiento que puede prolongarse entre 4 y 6 meses, tiempo en el cual los policías de la alcaldesa de Monterrey tendrán que combatir la criminalidad con cualquier utensilio que no sea un arma de fuego.

Pero la falta de arsenal no es la única omisión en la que incurrió la administración municipal regia en la presentación de lo que Margarita Arellanes llamó: “el nuevo modelo de la Policía de Monterrey”.

Estos elementos tampoco pasaron por el proceso oficial de certificación de control de confianza, ni cuentan con la Clave Única de Identificación Policial (CUIP).

La nueva Policía Municipal de Monterrey carece también de la Licencia Oficial Colectiva que expide la Sedena.

Los “marinos” de Arellanes, que formarán parte de la nueva corporación regia, fueron capacitados durante tres meses por la Policía Naval en la ciudad de Veracruz en la Secretaría de Seguridad Pública de ese estado.

En estas instalaciones el gobierno de Veracruz y la Secretaría de la Marina-Armada de México capacitan a los cadetes municipales que formarán parte del operativo “Veracruz Seguro”.

El único antecedente de una participación de la Marina como parte de la estrategia municipal de seguridad pública se remonta a este programa de seguridad.

El año pasado en la capital de este estado, la Marina y el gobierno estatal implementaron un operativo para desaparecer la Policía Intermunicipal que operaba en las ciudades de Veracruz y Boca del Río.

Los marinos asumieron funciones de seguridad pública sustituyendo a los policías municipales, quienes habían sido infiltrados por el crimen organizado.

Margarita Arellanes gestionó con el secretario de la Marina que sale con la administración federal, el almirante Mariano Saynez, la aplicación de este programa piloto.

Y el día de ayer la panista presentó la nueva Policía de Monterrey, corporación que sustituirá a la polémica y cuestionada Policía Regia, creada desde los tiempos del ex alcalde Jesús María Elizondo.

Son 400 efectivos que desde ayer estarán bajo el mando del comisario de la Policía Municipal de Monterrey, el contralmirante Augusto Cruz.

Estos elementos estarán bajo las órdenes de cerca de 90 efectivos de la Marina que desde hace un mes patrullan la capital de Nuevo León.

Pero lo harán desarmados y sin pruebas de control de confianza oficiales.

Arellanes aseguró que los elementos policiacos fueron sometidos a pruebas de control de confianza, pero no explicó qué institución federal certificó este proceso.

“El nuevo modelo de la Policía de Monterrey se rige bajo los principios de honestidad, compromiso, responsabilidad y lealtad para con los ciudadanos y está integrada por elementos comprometidos con la seguridad, encaminados a un trabajo estratégico en el combate a la delincuencia”, explicó Arellanes.

En México, de acuerdo al Sistema Nacional de Seguridad Pública, sólo dos dependencias federales tienen procesos de control de confianza certificados por el Centro Nacional de Certificación y Acreditación.

Estas instituciones son la Secretaría de Seguridad Pública Federal y la Procuraduría General de la República.

La Secretaría de Marina no aparece como una institución facultada para certificar elementos policiacos municipales ni estatales.

Esta situación coloca a Margarita Arellanes en riesgo, porque según la Ley General del Sistema Nacional de Seguridad Pública, todos sus elementos policiacos deberán de haber pasado para antes del 1 de enero pruebas de control de confianza oficiales.

En caso contrario, la funcionaria municipal incurriría en un delito.

Los “marinos” de Arellanes tampoco pasaron por el Centro de Información para la Seguridad del Estado, de Evaluación y Control de Confianza (CISEC), que opera el Gobierno del Estado.

El CISEC es el único centro acreditado en Nuevo León por el gobierno federal para aplicar pruebas de control de confianza.

En la presentación, el contralmirante no explicó sobre el proceso de reclutamiento ni tampoco sobre la fase de formación inicial de sus elementos.

Arellanes anunció también que cerca de 300 elementos que forman parte de la Policía Regia serán evaluados para ver si están en condiciones de integrarse al nuevo modelo respaldado por la Marina.

El Municipio de Monterrey habilitó como cuartel policiaco para los nuevos policías el centro de espectáculos El Volcán, localizado  en la avenida Manuel L. Barragán y que es propiedad de la empresa Multimedios.

comments powered by Disqus

Videos

¿Hacia dónde vamos?
Guardería ABC: Testimonios clave
Tribunal mantiene orden de destitución
Opacidad en adjudicación directa
comments powered by Disqus