Fueron vinculados a proceso los cuatro policías implicados en el feminicidio de la centroamericana Victoria Salazar, asesinada el pasado 27 de marzo en Tulum, Quintana Roo, informó la Fiscalía General del Estado (FGE).

Se trata de Miguel “C”, Juan “C”, Raúl “C” y Verónica “V”, quienes serán procesados por el delito de feminicidio en agravio de la migrante centroamericana, cuyos restos fueron trasladados hoy a El Salvador, su país de origen.

Durante la audiencia de vinculación, integrantes de las Fiscalías Especializadas en la Investigación del Delito de Homicidio y de la Fiscalía Especializada en la Investigación y Persecución del Delito de Feminicidio lograron comprobar la probable participación de los cuatro uniformados en el asesinato de la víctima.

El juez dictó la vinculación a proceso y determinó que permanecerán en prisión como medida cautelar preventiva durante al menos cuatro meses de investigación complementaria.

Victoria fue asesinada el pasado 27 de marzo sobre la avenida de la Selva en Tulum, luego de ser detenida y sometida por los policías con un uso excesivo y desmedido de la fuerza que “probablemente provocaron el deceso de la mujer de origen extranjera”.

El juez emitió las órdenes de aprehensión luego de que fiscales y policías de investigación reunieran los datos de prueba necesarios para comprobar el ilícito.


“Los agentes cumplimentaron los mandatos judiciales y capturaron a los elementos de seguridad pública para ponerlos a disposición del tribunal quien hoy fijó su situación jurídica”.

El fiscal general de Quintana Roo, Óscar Montes de Oca Rosales, reveló que la causa de la muerte de la centroamericana fue una fractura en la parte superior de la columna vertebral, derivada de la ruptura de la primera y segunda vértebras. La lesión coincide con las maniobras de sometimiento durante el arresto.

“La técnica de control policial corporal fue desproporcionada, inmoderada y de alto riesgo para la vida, no acorde a la resistencia de la víctima”, apuntó.

“Siento indignación, me siento impotente, me siento frustrada, yo hubiera querido estar allí como madre”, lamentó  Rosibel Arriaza, madre de Victoria Salazar.


“No merecía esa muerte… Las autoridades están para proteger a los seres humanos, con todas sus técnicas para tratar de someter a alguien. Pero eso fue un abuso de autoridad, así es que yo pido justicia”.

Te puede interesar: Victoria vuelve a casa: trasladan a El Salvador restos de mujer asesinada por policías en Tulum