Tres poderes de Nuevo León, pugna en redes sociales

En Nuevo León, actores del Ejecutivo, Legislativo y Judicial han tenido diferentes desencuentros que se han manifestado abiertamente en redes sociodigitales, cuando antes muchas veces los acuerdos y desacuerdos quedaban en privado

La armonía política en Nuevo León se acabó. La entidad atraviesa por un conflicto entre los tres poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial

La armonía política en Nuevo León se acabó. La entidad atraviesa por un conflicto entre los tres poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial

Comparte esta nota

La armonía política en Nuevo León se acabó. La entidad atraviesa por un conflicto entre los tres poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial que se ha manifestado en forma mediática.

Hoy los acuerdos, y desacuerdos, que quedaban en privado, no existen. En redes sociodigitales y otras plataformas de comunicación, como cuentas institucionales, se ha desarrollado esta lucha política.

El gobernador Samuel García recientemente arremetió contra los líderes del Partido Acción Nacional (PAN), Zeferino Salgado Almaguer, y del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Francisco Cienfuegos. 

“Algo que nadie supo, pero les puedo demostrar, es que venía un Fobaproa de Francisco Cienfuegos que le pusieron ‘Crisis Económica’. Y esa iniciativa lo que pretende es que el Ejecutivo destine 600 millones de pesos al Congreso para que los reparta a 20 empresas”, declaró el mandatario en entrevista con medios de comunicación.

Cienfuegos emitió un comunicado refutando la aseveración del mandatario. El priista aseguró que la propuesta fue de la Iniciativa Privada para que el Ejecutivo tenga un fondo de emergencia económica.

“En relación con los 600 millones de pesos que el Congreso repartiría a 20 empresas, estoy seguro de que alguien le informó mal al gobernador, puesto que la iniciativa impulsada por las Cámaras y un servidor no contiene dicha aseveración. La Ley contempla la creación de un Fondo de Emergencia Económica, que será el Ejecutivo quien lo constituirá con reglas de operación específicas y transparentes”, dice el comunicado.

En el Congreso de Nuevo León hubo dos iniciativas del diputado de Morena, Waldo Fernández, que creaban órganos autónomos financieros y fiscales. Ambas le quitaban facultades a la Unidad de Inteligencia Financiera y Económica (UIFE) y a la Subsecretaría de Administración Tributaria (SAT), que forman parte del Poder Ejecutivo.

La UIFE y la SAT comenzaron a investigar al diputado federal del PAN, Víctor Pérez, quien ahora controla el Grupo Santa Catarina, luego de que el actual alcalde de ese municipio, Jesús Nava, cambió su militancia a MC. Estos órganos del Gobierno de Nuevo León también averiguan por algunas propiedades a Zeferino Salgado Almaguer, exalcalde del PAN en San Nicolás y líder del Grupo San Nicolás.

“Hoy me preocupa muchísimo que utilices instituciones como la UIFE y la SAT para presionar empresarios, para presionar abogados que están peleando jurídicamente contra ti, para presionar políticos para poder comprar diputados y alcaldes, y demás”, pronuncia Salgado en un video dirigido a Samuel García.   

Otro desencuentro entre el Legislativo y el Ejecutivo fue que legisladores del PRI y el PAN recolectaron firmas contra el aumento del costo del Metro avalado por el secretario de Movilidad, Hernán Villarreal. Además, Movimiento Ciudadano (MC), el partido que postuló a Samuel García,  se ha llevado alcaldes y diputados priistas y panistas a sus filas.

El pleito con el fiscal de Nuevo León

El Gobierno de Samuel García rompió con la Fiscalía General de Justicia, a cargo de Gustavo Adolfo Guerrero, por las desapariciones y muertes de Debanhi Escobar y Yolanda Martínez. El mandatario exigió al fiscal a través de videos publicados en su cuenta de Facebook que abriera las carpetas de investigación y detallara los avances.

“Queremos hacer un llamado enérgico a la fiscalía, que nos reciba, que nos dé la cara y que nos comparta la carpeta. Ya estamos hartos de excusas, de términos jurídicos legaloides para esconder las pruebas y para evitar la verdad”, acusó el mandatario el 11 de mayo.  

Por su parte, el fiscal Gustavo Adolfo Guerrero respondió con un video.

“La Fiscalía General de Justicia de Nuevo León no politiza la justicia. Lamento que se utilicen las redes sociales para enviar un mensaje a la Fiscalía, cuando existen medios oficiales para ello. También es preocupante que se utilice mediáticamente a las víctimas como lo ha hecho constantemente el gobernador”, expresó el fiscal. 

En el caso de Debanhi, el gobernador también hizo un llamado a la Fiscalía a través de un video publicado en sus redes.

“Exhorto respetuosamente a la Fiscalía a que haga el esfuerzo porque el día de hoy a la brevedad nos den a conocer un minuto a minuto, los videos, las fotos, las evidencias, los cateos, las rutinas, porque creo firmemente que tenemos derecho a conocer qué hay en esa investigación”, pronunció en un video.

Pero en el video que en respuesta publicó la Fiscalía General de Justicia de Nuevo León, Gustavo Adolfo Guerrero aprovechó para recordar una de las responsabilidades del Estado: garantizar la seguridad de la población.

“Al Estado corresponde la seguridad de la comunidad y a la Fiscalía la persecución de delitos”, mencionó el fiscal.

También puedes leer: Piden reforma por una fiscalía en inteligencia financiera

Salir de la versión móvil