La tarde de este martes, el Gobierno de la Ciudad de México, encabezado por Claudia Sheinbaum, informó que se eliminaron las concesiones del cobro de agua que estaban a cargo de 4 empresas desde el 2004.

Sheinbaum explicó que con el ahorro que se genere por no tener costos por servicios concesionados, se podrán adquirir nuevos medidores más modernos.

De esta manera, la mandataria tomará el control del cobro del agua a partir de junio de este año junto con la transferencia de las actividades de las empresas concesionarias al gobierno de la CDMX.

Lo anterior ya se había rumoreado desde la semana pasada y con ello los contratos de las 4 empresas llegan a su fin el 31 de mayo de 2021, luego de que se decidiera ya no renovárselos.

Las 4 concesionarias dividían a la Ciudad en 4 zonas, con un total de más de 2 millones 200 mil usuarios.

Además, el Gobierno sólo gastará 388 mil pesos anuales a partir de 2022, contrario a los 875 mil pesos 314 pesos que se pagaban a estas empresas en 2019, detalló Rafael Carmona, director general del Sacmex, durante la conferencia de prensa de la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum.

Se trata de cuatro concesionarias:

Veolia, que atiende la zona A integrada por las alcaldías Azcapotzalco, Cuauhtémoc y Gustavo. A Madero

Iacmex, que atiende la Zona B conformada por las alcaldías Benito Juárez, Coyoacán, Iztacalco y Venustiano Carranza

Tecsa está focalizada a la zona C, comprendida por Iztapalapa, Tláhuac, Xochimilco y Milpa Alta

AMSA, centrada en la zona D que incluye a Álvaro Obregón, Cuajimalpa, Magdalena Contreras y Miguel Hidalgo

Por último, el director general del Sacmex también anunció que a partir de hoy se hará la invitación de los usuarios para que soliciten recibir la factura vía electrónica, y así generar ahorros y contribuir al medio ambiente.

Puedes leer: Prepárate, prevén escasez de agua por severa sequía en el sistema Cutzamala