A tres meses del accidente en el que murieron la gobernadora de Puebla Martha Erika Alonso, su marido el senador Rafael Moreno Valle y tres personas más, el Partido Acción Nacional (PAN) lamentó que siga el silencio por parte de las autoridades federales y que no haya avances en las investigaciones del desplome.


“Hoy (ayer) se cumplen tres meses de la muerte de Martha Erika Alonso, Rafael Moreno Valle y tres personas más. Sigue el silencio del gobierno, no hay avance en las investigaciones. En el #PAN seguimos esperando una respuesta”, expresó el partido político a través de su cuenta de Twitter

La publicación fue el eco de lo que ocurrió el pasado sábado durante la reunión del Consejo Nacional albiazul, en donde su líder, Marko Cortés Mendoza reclamó la falta de respuestas claras y señaló que el Gobierno federal “parece esconder algo”.

Cortés afirmó que el panorama en México es incierto y preocupante por lo que acusó al presidente Andrés Manuel López Obrador de haber caído en tentaciones antidemocráticas y centralistas que no se habían visto en México desde los años setentas.

Ante este panorama, el albiazul señaló que las incongruencias del actual Gobierno van desde la falta de esclarecimiento del suceso en que perdieron la vida Alonso, Moreno Valle y la tripulación, hasta las consultas a modo para legitimar decisiones previamente tomadas y la cancelación del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) en Texcoco que costó miles de millones de pesos.

Denuncian autoritarismo

Durante el Consejo Nacional, Marko Cortés, pidió a los consejeros que ante el panorama incierto y preocupante por el estilo de gobernar de López Obrador, es necesario que el PAN se convierta en un contrapeso fuerte.

“Estamos ante un gobierno que, abusando de la alta expectativa de la gente y con un sello y con un discurso de pureza, está cometiendo todo tipo de actos ilegales, todos estos errores, ocurrencias, opacidad, muestran una clara intención de Morena, de acabar con la democracia, de acabar con los contrapesos y ahora, lamentablemente, hasta querer perpetuarse en el poder”, acusó Cortés.