Este viernes se dio a conocer que la Fiscalía General de la República (FGR) detuvo a Jesús Murillo Karam, primer procurador general del Gobierno de Enrique Peña Nieto. Con esto, se suma a sus excompañeros de gabinete, Rosario Robles y Emilio Lozoya, quienes hoy se encuentran en calidad de detenidos y enfrentando procesos penales.

Murillo Karam, titular de la PGR durante la primera mitad del sexenio de Peña Nieto, fue detenido por la presunta comisión de delitos de desaparición forzada, tortura y contra la administración forzada en el caso Ayotzinapa, mismo que fue declarado un crimen de Estado por la Comisión para la Verdad y Acceso a la Justicia apenas un día antes.

Con esto se suma se suma a la lista que inauguró Rosario Robles en agosto de 2019. La exsecretaria de Desarrollo Social y de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano se encuentra en prisión preventiva en el penal de Santa Martha Acatitla enfrentando cargos de ejercicio indebido de la función pública por su presunta participación en la llamada Estafa Maestra.

Aunque en 2020 llegó a un acuerdo como testigo colaborador con la FGR, el exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya, está en prisión preventiva en el Reclusorio Norte desde noviembre de 2021 por cargos de cohecho, asociación delictuosa y uso de recursos de procedencia ilícita por la trama de corrupción de Odebrecht.

Puedes leer: En su casa y sin resistencia: así arrestó la FGR a Jesús Murillo Karam

Además de estos extitulares de dependencias con rango de secretaría de Estado, la FGR también investiga al propio expresidente Peña Nieto por enriquecimiento ilícito, lavado de dinero y delitos electorales. Como se confirmó en julio pasado a raíz de que la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) tras detectar transferencias multimillonarias a sus cuentas en el extranjero.

CRITERIOS DE OPORTUNIDAD

Meses antes que Lozoya consiguiera un acuerdo con la FGR, el exoficial mayor de Robles en Sedesol y Sedatu, Emilio Zebadúa, logró su propio trato para frenar la orden de captura en su contra. La información que proporcionó desde noviembre de 2019 sirvió para imputar en 2021 a Enrique González Tiburcio, subsecretario de Ordenamiento Territorial de Robles.

En el citado informe de la Comisión de la Verdad se confirmó que también ofreció un criterio de oportunidad a Tomás Zerón, director de la Agencia de Investigación Criminal con Murillo y promotor de la “verdad histórica”. Sin embargo, el exfuncionario prófugo desde 2020 rechazó la oferta, por lo que continuará enfrentando un proceso de extradición desde Israel.