El primer día que Marcela Vela escuchó aviones pasar por su casa, en San Ángel Inn, en la Ciudad de México, pensó que era extraño que se hubiese modificado la ruta, pero no fue hasta el día siguiente que se enteró que ya era definitiva y a partir de ahí su vida cambió: pues su salud se ha visto afectada e incluso ha tenido que pedir asilo a amigas por temporadas por el ruido aéreo.

“No he podido dormir, caí en depresión, me quitaron mi tranquilidad, mi paz y mi salud, por lo que he tenido que estar con tratamiento para tranquilizarme y he estado muy activa con los grupos para ampararnos y estoy realmente molesta.

“Si tú vieras que es para un bien común dices: va. Pero no están respetando nada de reglas internacionales, lo hicieron con las patas, no tomaron en cuenta a la población, ahorita están afectado a un mayor número de habitantes que antes. ¿Qué te puedo yo decir? No solo son los aviones que vienen del norte, son los aviones que vienen del sur y son los que despegan desde el Aeropuerto y agarran hasta el poniente”, señala.

Marcela dice que además, el ruido es tan intenso que no puede estar en su casa y ha tenido que pedir asilo a amigas para poder descansar. Incluso, contactó a compañías especializadas en el tema de ruido y prácticamente le dijeron que tenía que volver a construir su casa para evitarlo.

Acciones cotidianas como dormir, leer, escuchar música y salir son impensables ahora para Marcela de 61 años y para su esposo de 67.

“Yo en mi casa no puedo estar, te podría decir que a mí me han sacado de mi casa, no tengo dónde vivir como resultado de esto (…) ya no se puede vivir con ese ruido”
Marcela VelaResidente de San Ángel Inn, en la Ciudad de México

Defiende SCT rediseño aéreo

El subsecretario de Transporte, Carlos Alfonso Morán Moguel, ha defendido el rediseño del espacio aéreo en el Valle de México y señalado que es producto de un análisis profundo y de un trabajo profesional, por lo que se garantiza plenamente la seguridad y la mayor eficiencia de las operaciones bajo normas y reglas internacionales.

De acuerdo con información de la SCT, el rediseño tiene el propósito de incrementar seguridad en vuelos; garantizar las separaciones mínimas reglamentarias entre aviones; minimizar las aproximaciones fallidas; reducir la carga de trabajo de pilotos y controladores aéreos, así como las demoras operacionales por los patrones de espera e incremento consecuente de la capacidad del espacio aéreo.

Victor Manuel Hernández Sandoval, director general de Servicios a la Navegación en el Espacio Aéreo (SENEAM), ha mencionado que el organismo que encabeza cuenta con un sistema de gestión de seguridad certificado y, que ahora, con trayectorias más precisas se puede saber en dónde está cada aeronave con mayor altura en el terreno, lo que implica menor consumo de combustible y ruido.

También puedes leer:

La lucha contra el ruido que dejó el rediseño del espacio aéreo

Dejan su hogar por el ruido de los aviones en Valle de México