Este domingo, organizaciones civiles autodenominadas provida en conjunto con la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) realizaron una manifestación en contra de la despenalización del aborto en el país.

Con plegarias, lemas y hasta una prueba de ultrasonido se realizó la protesta.

La denominada “Marcha a favor de la Mujer y de la Vida”, avanzó sobre el céntrico Paseo de la Reforma hasta concentrarse en el Ángel de la Independencia.

La manifestación reunión a personas que llegaron de estados como Morelos y Jalisco, quienes portaban banderas, pañoletas y carteles de color celeste que identifica a los colectivos “provida”.

También se sumaron integrantes de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM), entre ellos el obispo auxiliar de Monterrey, Alfonso Miranda Guardiola, secretario general de la CEM.

Lee: Grupo provida denuncia a estudiante de BUAP y doctora por “promover” aborto en Puebla

“Mi mama dijo sí, por eso estoy aquí”, “Se ve, siente la vida está presente”, “México despierta, la vida se respeta” y “Legal e ilegal, el aborto mata igual”, gritaban los presentes.

Al término del evento en la Ciudad de México, se realizó un ultrasonido en vivo en donde una menor de edad con 38 semanas de embarazo se mostró frente a todos los presentes.

La menor identificada como Ana y quien se dijo tiene 15 años de edad, fue subida a una mesa en donde asistentes le colocaron gel en el vientre para poder realizar el ultrasonido,

El ginecólogo Fernando fue quien realizó el ultrasonido en el escenario, mientras que de fondo se escuchaba el grito de “¡Sí a la vida!”.

Incluso, las redes sociales se llenaron con la tendencia #MéxicoEsProvida y #MeLateElCorazon.