5

Docentes fueron heridos ayer por elementos de seguridad pública del DF, de acuerdo con los manifestantes


En el mitin de ayer participaron maestros de Veracruz, Chiapas, Oaxaca, Michoacán, Estado de México y Morelos


No fue la movilización nutrida que se esperaba, aunque presente, no se sintió el músculo de la Sección 22

http://www.youtube.com/watch?v=QeVA_e5aM1o

El liderazgo de la protesta magisterial en la Ciudad de México ya no lo encabezan los maestros oaxaqueños sino los veracruzanos. Son ahora ellos los que aseguran que no se irán de la capital del país mientras no se resuelvan sus demandas. 

El desconcierto y el enojo permean lo ánimos de los docentes que recientemente sufrieron una “injustificada represión” a manos de granaderos capitalinos, liderados por el “Subteniente J. Flores”. 

Así lo denunciaron ayer y en testimonios por separado confirmaron que “la política de garrote” que está implementando del Gobierno del Distrito Federal (GDF), en coordinación con el gobierno federal, no los va a intimidar. 

“La represión de la fuerza pública nos hace más fuertes”, dijo a Reporte Indigo el profesor Zenyazen Escobar García, uno de los representantes de la zona centro del Movimiento Magisterial Popular Veracruzano que ayer encabezó el contingente de la protesta magisterial.

En el marco del 103 Aniversario de la Revolución Mexicana, este miércoles se llevó a cabo la Marcha Popular Magisterial, que se desplazó del Hemiciclo a Juárez hasta la Glorieta del Ángel de la Independencia. 

Ahí tuvo lugar un mitin en el que participaron integrantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) de estados como Veracruz, Chiapas, Oaxaca, Michoacán, Estado de México y Morelos, entre otros. 

También estuvieron presentes miembros del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), de la Alianza de Tranviarios de México y de otras organizaciones populares que refrendaron su apoyo al movimiento magisterial que este miércoles se manifestó en distintas entidades federativas.

No fue la movilización nutrida que se esperaba. Aunque estaba presente, no se sintió el músculo de la Sección 22 de la CNTE. Para fortuna de los transeúntes y automovilistas de las calles aledañas al Paseo de la Reforma que no se colapsaron durante varias horas como otras veces. 

Fue una conmemoración de la Revolución algo “desangelada”, según Víctor Pérez, un oficinista que labora por la zona y que normalmente atestigua las protestas que tienen lugar en el corazón de la capital mexicana. 

Quejas al pie del Ángel

Como en tantas otras ocasiones fue al pie del monumento alado donde se ventilaron las heridas.

La más reciente fue la ocurrida unas horas antes en la Plaza de la República. Ahí cinco profesores veracruzanos fueron heridos en “una injustificada represión” por parte de los elementos de seguridad pública del DF. 

Escobar cuenta que cuando maestros veracruzanos buscaban un lugar en la plancha de la Plaza de la República irrumpieron los granaderos quienes, tras hacer una valla, los agredieron. 

Golpearon “con brutalidad a los compañeros Guadalupe Rivera, Adolfo García, Jonathan Andrade Hernández, Jesús Esperón y Valerio Rosas” indica. Y asegura que ellos estaban respetando el acuerdo hecho con el Gobierno del DF. Que no estaban tapando ninguna vialidad y que los uniformados empezaron la trifulca.

Escobar envió un mensaje a las autoridades, recordar que “en uno de los pilares del Monumento a la Revolución está ahí grabado que la educación es laica, gratuita y obligatoria” y que el magisterio veracruzano lo único que está defendiendo es esa garantía constitucional, así como sus derechos laborales.

Justificó la presencia del Movimiento Magisterial Popular Veracruzano en el DF debido a que en Veracruz “hay mucha represión y mucha cerrazón por parte del gobierno del estado”, en concreto: cuatro docentes muertos, tres desaparecidos, profesores cesados de sus cargos y con actas administrativas en su contra “a causa del hostigamiento que se padece”.

Los profesores veracruzanos y la Secretaría de Gobernación no han establecido una mesa de negociación. Pero por lo pronto informan que  en las próximas dos semanas seguirán llegando maestros contingentes del estado que gobierna Javier Duarte. 

Ayer se denunció también que más de 12 camiones, procedentes de ese estado, llevaban varados medio día en el tramo carretero de Maltrata y Orizaba sin agua ni alimentos. 

Con el objetivo de que no se incorporaran al plantón nacional se les impidió llegar al Distrito Federal, como en el pasado también se hizo con maestros michoacanos, recordó el profesor Juan José Ortega Madrigal.

El líder de la Sección 18 de la CNTE en Michoacán –que continúa con un paro indefinido de labores– sostuvo que “además de atentar contra nuestros compañeros veracruzanos, atentaron contra la CNTE”.

Tras reiterar que no se cejará en la petición de que se abroguen los reformados artículos 3 y 73 constitucionales, Ortega indicó que “estamos conscientes del momento histórico que nos corresponde vivir”.

Por ello apoyó la propuesta hecha en el Monumento de la Independencia respecto a crear una nueva Central de Trabajadores. En la misma se piensan congregar todos los movimientos sociales que se oponen a las reformas estructurales que impulsa el gobierno federal en turno: la educativa, la laboral y la energética:

“Será el momento culminante para recuperar el espíritu solidario de nuestra Constitución”, afirmó.

Las protestas magisteriales que ayer se llevaron acabo en diversos estados de la República mexicana prueban, en voz de un docente chiapaneco que ayer marchó en el contingente de la Marcha Popular Magisterial, “que la reforma al artículo 3 y 73 nació muerta”.

Las secciones 40 y 7 de Chiapas, con más de mil maestros, marcharon tras la representación veracruzana, adelantando que sus campamentos “se van a incrementar” también. 

Con las puertas… ¿cerradas o abiertas?

Al concluir el acto en el Ángel de la Independencia parte de los contingentes ahí congregados se dirigieron a la Segob a denunciar los actos de hostilidad perpetrados contra docentes veracruzanos por parte de granaderos.

Las peticiones al titular de esta dependencia federal no cesan. La Coordinadora Magisterial Popular Mexiquense (CMPM) insisten en que Miguel Osorio Chong los atienda y gestione sus demandas.

Ayer el profesor César Hernández  reiteró la petición de contar con un diálogo de “alto nivel” con la Secretaría de Gobernación para que se cumpla con la palabra empeñada.

El pasado lunes la CMPM se integró a la comisión negociadora de la CNTE que fue atendida por  “funcionarios de bajo rango”. Les indicaron que se comunicarían con ellos para evaluar su situación, pero hasta el momento esa llamada no ha llegado. 

Los maestros mexiquenses han hecho manifiesta la política de represión que se ha implementado contra los maestros que se oponen a la reforma educativa. 

Que el gobernado Eruviel Ávila ha implementado política “de oídos sordos” antes las demandas ciudadanas y magisteriales en esa entidad.

Sin embargo, en días pasados Osorio Chong expresó que se están viviendo los últimos momentos del diálogo con la CNTE.  

Y refrendó que no se modificará la  reforma educativa promulgada, que no hubo ni habrá un acuerdo al respecto.

Mientras Osorio pide que los maestros inconformes retornen a sus estados puesto que “la reforma educativa no les daña laboralmente ni en sus derechos”, los docentes de distintos estados siguen llegando al DF con el objetivo de que se les abra una puerta que, se ha dicho, está próxima a cerrarse por completo.

El SME que ayer marchó junto a la CNTE no duda un minuto: reitera el apoyo a la causa magisterial porque “hay maestros dignos” que luchan por revertir una reforma administrativa disfrazada de educativa.

“Calculaban que con su campaña criminal se iban a ir” pero en el DF los maestros siempre encontrarán las puertas abiertas de las instalaciones que el SME tiene, indicó al cierre de los discursos pronunciados en el Monumento a la Independencia.