[kaltura-widget uiconfid=”38728022″ entryid=”0_aa5rd1xo” responsive=”true” hoveringControls=”false” width=”100%” height=”75%” /] El 1 de julio los mexicanos no sólo eligieron presidente. También escogieron a ocho nuevos gobernadores y a una jefa de Gobierno. Grupo de políticos que ahora deberá atender los problemas que acechan la economía de cada una de sus entidades desde hace años.

Aún con sus diferencias, la deuda pública es el tema en el que convergerán las nuevas administraciones en Ciudad de México, Puebla, Jalisco, Veracruz, Guanajuato, Morelos, Yucatán, Chiapas y Tabasco. 

En 2016, el Gobierno federal promulgó la Ley de Disciplina Financiera en un intento por controlar el nivel de la deuda contraída durante décadas por los estados. Esta iniciativa ayudó a que los montos se redujeran gracias a que las entidades ya están obligadas a realizar presupuestos sostenibles, además de que ya no pueden financiar su gasto público con deuda, sino con ingresos. 

Sin embargo, Kristobal Meléndez, investigador del Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP), considera que el reciente aumento en las tasas de interés por parte del Banco de México (Banxico) podría acabar pronto con la fiesta en las entidades.

Si el organismo presidido por Alejandro Díaz de León continúa con la racha alcista, el costo de la deuda incrementará, situación que llevará a los gobiernos locales a destinar más recursos para hacer frente a sus obligaciones, por lo tanto, tendrán menores ingresos disponibles para programas sociales.

“De forma general todos lo estados se enfrentarán a un complicado escenario, sobre todo, aquellos que están más endeudados”, dice el especialista.

Un mecanismo con el que la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) mide el nivel de endeudamiento de todos los entes públicos locales es el Sistema de Alertas de las Entidades Federativas. La medición consta de tres niveles: endeudamiento sostenible, en observación y elevado.

El investigador del CIEP considera que la Ley de Disciplina Financiera ha rendido frutos en algunas entidades, ya que el monto de la deuda se ha controlado. Aunque aún quedan grandes pendientes en la materia. 

Prueba de ello es que la deuda de las 32 entidades que conforman el país creció 33 por ciento de diciembre de 2012 a marzo de este año, al pasar de 434 mil 761 millones de pesos a 578 mil 839 millones, de acuerdo con cifras de la SHCP

“Los estados han hecho un gran esfuerzo, pero reman a contracorriente con el incremento de tasas de Banxico al grado de que esto se ha convertido en una amenaza para sus finanzas”, precisa el también egresado del Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM). 

En la actualidad, la tasa de referencia del banco central se ubica en 7.75 por ciento, su mayor nivel en casi 10 años. 

En la última reunión, la Junta de Gobierno decidió de manera unánime mantener sin cambios las tasas de interés, pero analistas advierten que Banxico podría cambiar de opinión ante el aumento de la inflación, la cual a finales de julio registró su mayor repunte desde diciembre de 2017, al ubicarse en 4.81 por ciento anual. 

Desde el Congreso, Morena, partido del presidente electo, instalará una Comisión Bicameral de Disciplina Financiera cuyo objetivo será analizar el endeudamiento de las administraciones locales y con ello frenar los abusos cometidos por gobernadores. 

Asimismo, la bancada del político tabasqueño buscará que el dinero de la deuda se destine a programas y proyectos de impacto social con el propósito de tener un mejor manejo de los recursos públicos estatales.

Ciudad de México, reactivar la económica

La capital del país será gobernada por segunda vez en su historia por una mujer: Claudia Sheinbaum. La doctora en ingeniería energética se enfrentará a importantes desafíos relacionados con la seguridad, reconstrucción y movilidad. 

Pero el mayor reto será reactivar la economía de una de las metrópolis más importantes y con una de las mayores poblaciones en el mundo.

La Ciudad de México genera alrededor del 17 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) nacional, de acuerdo con las últimas cifras dadas a conocer por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi)

Durante 2017, la economía de la urbe creció a una tasa anual de 2.6 por ciento, superior al ritmo de crecimiento del país que fue de 2.3 por ciento.

Sin embargo, al considerar el acumulado de diciembre de 2012 al mismo mes de 2017, el promedio anual fue de 3 por ciento, cifra que se ubica muy por debajo de otras entidades como Puebla o Guanajuato, que en el mismo periodo crecieron 6.9 y 5 por ciento, respectivamente. 

Carlos Bautista, especialista de la Facultad de Negocios de la Universidad La Salle, opina que en la capital del país el cambio de administración no será tan agresivo, pues desde 1997 ha gobernado el Partido de la Revolución Democrática (PRD), cuya tendencia es más hacia la izquierda.

“El modelo del PRD y de Morena es asistencialista porque ambos buscan la reactivación de la economía mediante programas sociales, y el nuevo gobierno buscará darle continuidad a esta estrategia”, manifiesta Bautista.

Respecto al tema de la descentralización de la Administración Pública Federal, el especialista en micro y macroeconomía considera que esto podría frenar el crecimiento de la capital en el corto plazo, pues con la migración de las dependencias se dejarían de recibir recursos en algunos rubros y las cadenas de valor se moverían a otros estados. 

El principal reto que enfrentará Claudia Sheinbaum será estimular la economía de la capital del país, hecho que podría complicarse por el tema de la descentralización

“Al inicio sí va a afectar, pero se va a recuperar porque la Ciudad de México es el epicentro político y económico del país”, añade el académico.

Chiapas, disminuir la pobreza

Chiapas es uno de los estados con mayores niveles de pobreza en el país, por lo que cuenta con el respaldo del gobierno federal para hacer frente a las necesidades básicas de su población.

Para Gallegos, el gobierno de Rutilio Escandón deberá delimitar acciones con el gobierno de Andrés Manuel López Obrador para lograr cubrir la necesidad de recibir estos recursos federales al ser uno de los estados que requiere mayor apoyo. 

Al cierre del año pasado la deuda por cada habitante era de 3 mil 570 pesos

“En términos de preocupaciones consideramos cómo tendrá que hacer el nuevo gobierno para que un estado de los más rezagados a nivel nacional continúe creciendo y cerrando la brecha de desigualdad en su población”, expone el analista de HR Ratings.

El estado, que ha sido gobernado por el Partido Verde Ecologista y el Revolucionario Institucional, registró un crecimiento económico de menos 1.6 por ciento de enero a marzo, mientras que su pobreza laboral pasó de 68.4 por ciento en el segundo trimestre del 2018 a 69.1 por ciento en el mismo cuarto de este año, por lo que la entidad, de acuerdo con ‘México, ¿Cómo vamos?’   tendría como meta reducir los puntos porcentuales de la población que no puede comprar la canasta básica de alimentos con su salario.

De acuerdo con el CIEP, al cierre del año pasado la deuda por cada habitante de la entidad era de tres mil 570 pesos. En tanto, cifras de la Secretaría de Hacienda revelan que la deuda de la entidad era de 21 mil 16 millones de pesos al primer trimestre de este año

Escandón, de la coalición Juntos Haremos Historia, asumirá el mandato del próximo sexenio el 8 de diciembre de la mano de Manuel Velasco, actual gobernador de la entidad perteneciente al PVEM.

El estado gobernado por Manuel Velasco es una de las entidades con mayor desigualdad a nivel nacional, realidad que Rutilio Escandón tendrá que buscar cambiar urgentemente

Guanajuato: retener inversiones

Mucho de lo que ocurra en la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) en los próximos meses influirá en la economía del estado, pues su principal motor económico es el sector automotriz, un capítulo que los equipos de México, Estados Unidos y Canadá no han logrado cerrar en un año de negociaciones. 

En la actualidad, Guanajuato cuenta con más de 30 parques industriales y un clúster automotriz integrado por automotrices extranjeras como General Motors, Mazda y Toyota. 

El principal motor de la entidad es el sector automotriz, el cual le ha permitido posicionarse como la sexta economía a nivel nacional, hecho que podría verse gravemente afectado por las renegociaciones del TLCAN

El boom de este sector ha convertido a la entidad en la sexta economía del país y en el cuatro mayor generador de empleos. 

Carlos Bautista, especialista de la Facultad de Negocios de la Universidad La Salle, plantea que cuando asuma el cargo como gobernador el panista Diego Sinhué deberá darle continuidad a los programas académicos relacionados con la industria automotriz que se impulsan desde las universidades con el objetivo de mantener el atractivo de esta región para las inversiones. 

“Un resultado poco favorable para el TLCAN sí puede llegar a afectar a Guanajuato, pero el estado cuenta con mano de obra calificada y tiene toda la infraestructura que le permitiría salir adelante, siempre y cuando las políticas que se implementen sean las adecuadas”. 

Jalisco, combatir la inseguridad

Desde hace algunos años, el estado fue bautizado como el Silicon Valley mexicano, gracias a que se convirtió en un semillero de empresas tecnológicas. 

Jalisco es una de las entidades más productivas y con un buen ritmo de crecimiento económico, además es un importante polo de atracción para las inversiones.

Durante la actual administración, la Inversión Extranjera Directa (IED) acumulada ha sido de 10 mil 145 millones de dólares, 47 por ciento superior a la registrada en el gobierno estatal anterior. 

El gran desafío para Enrique Alfaro, próximo gobernador del estado, será el tema de la inseguridad, la cual ha llevado a la entidad a una severa crisis de confianza. 

Guadalajara, Tlajomulco, Tlaquepaque, Zapopan y Puerto Vallarta son los municipios de la entidad con el mayor nivel en percepción de inseguridad, con 82.4, 78, 78.5, 74.5, 73.8 y 36.6 por ciento respectivamente, según la última Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU) del Inegi. 

La entidad tapatía es una de las más productivas en el país, pero la violencia amenaza su desarrollo

A inicios de este año, la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) Jalisco exigió a las autoridades de los tres niveles de gobierno tomar cartas en el asunto por temor a que esto ahuyente al turismo.  

“El nuevo gobierno deberá atender de manera frontal el tema de la inseguridad si quiere que Jalisco se mantenga como un polo atractivo para las inversiones y la innovación a nivel nacional”,  comenta Kristobal Meléndez, investigador del CIEP. 

Puebla, erradicar a los huachicoleros

Puebla forma parte del famoso “Triángulo Rojo”, nombre que reciben los seis municipios de la entidad que se han convertido en la zona preferida para grupos criminales que se dedican al robo de gasolina. 

Por esta zona transita 40 por ciento del combustible que recibe la Ciudad de México y que se distribuye en el resto del país.

Sin embargo, el reto para abatir a los huachicoleros no es una tarea que corresponda únicamente al gobierno estatal, sino al federal y a la administración de Petróleos Mexicanos.

“Al siguiente gobierno se le está heredando completamente este problema y será su obligación atacarlo para poder rescatar algunos recursos que se les están fugando a estas empresas”, declara Alejandro Limón, investigador en energía del CIEP.

Durante el primer semestre de este año, Pemex identificó mil 175 tomas clandestinas en Puebla.

El robo de combustibles y el aumento de la violencia serán los principales retos a enfrentar para Martha Érika Alonso

Por otra parte, la entidad registró una deuda por 15 mil 51 millones de pesos al primer trimestre del año, de acuerdo con datos del Sistema de Alertas de Endeudamiento de la Secretaría de Hacienda. 

La deuda por habitante, según el CIEP, era de 909 pesos al cierre del año pasado.

El crecimiento económico de la entidad en el primer trimestre del año fue de 2.9 por ciento, y deberá aumentarlo a 4.5 por ciento anual, de acuerdo con el Semáforo Estatal realizado por ‘México, ¿cómo vamos?’

En Puebla, a diferencia del resto de los estados, la elección no implicó un cambio en los colores del gobierno local, que pasará del mando del panista José Antonio Gali Fayad al de Martha Erika Alonso.

Morelos, impulsar la reconstrucción

Morelos es una entidad en donde la inseguridad ha ganado terreno y que además fue de las más golpeadas por el sismo del 19 de septiembre que también dañó a Oaxaca y la Ciudad de México.

En la entidad el cambio de gobierno también implica el cambio del partido político al mando, que será representado por el exfutbolista Cuauhtémoc Blanco.

Gallegos considera que Blanco, originario del barrio de Tepito, deberá enfrentar retos de infraestructura en los municipios que fueron más afectados por el temblor con magnitud de 7.1 grados, como Axochiapan, donde fue el epicentro. 

A esto se sumará una presión para manejar el gasto corriente debido a los niveles de inseguridad que vive el estado, proyecta el especialista de la calificadora.

“En reunión con diputados locales electos acordamos trabajar de la mano en todo momento por el bienestar de la ciudadanía, la prioridad es la seguridad de Morelos y el desarrollo de sus distintos sectores”, escribió Blanco, quien asumirá el cargo el próximo 1 de octubre, en su cuenta de Twitter.

El estado que recibirá Cuauhtémoc Blanco quedó muy afectado por el sismo del 19S, por lo que atender a las víctimas deberá ser prioridad

Morelos, por otra parte, tiene una deuda de seis mil 159 millones de pesos, de acuerdo con Hacienda, mientras que su aportación al Producto Interno Bruto (PIB) nacional es de 1.2 por ciento.

Veracruz, sortear la deuda

Veracruz es uno de los estados de la República Mexicana que enfrentará mayores retos económicos que le permitan sortear los malos manejos financieros, como la deuda a proveedores que dejó el gobierno del priista Javier Duarte, quien está acusado por enriquecimiento ilícito y que heredó una estructura de ingresos y gastos complicada.

“La administración entrante tendrá hacer una revisión muy profunda acerca de cuáles son los gastos que puede reducir en términos de nómina y servicios generales”, estima Ricardo Gallegos, director ejecutivo senior de finanzas públicas de HR Ratings.

El especialista de la agencia calificadora estima que el gobierno de Cuitláhuac García tendrá que utilizar créditos de corto plazo porque tendría un margen de flexibilidad financiera ajustado para el estado.

Al inicio de la administración de Duarte, el 1 de diciembre de 2010, la deuda por habitante de la entidad era de tres mil 938 pesos, cifra que se incrementó a seis mil 699 pesos en 2015, de acuerdo con datos del CIEP.

El exgobernador dejó el cargo el 12 de octubre de 2016, y días después abandonó el país en medio de acusaciones de desvío de recursos.

Datos del Sistema de Alertas de Endeudamiento de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público ubican a la entidad en el cuarto lugar de los estados más endeudados, con 47 mil 940 millones de pesos

Miguel Ángel Yunes, de Acción Nacional, será quien pase el mando a García, quien gobernará por un periodo de seis años a partir de 1 de diciembre. 

La grave crisis económica que dejó en la entidad el exgobernador Javier Duarte obligará al próximo mandatario, Cuitláhuac García, a reducir la mayor cantidad de gastos posibles para tratar de sacar al estado del bache financiero en el que se encuentra

García, al ganar la elección por una votación muy cerrada, logró la llegada de Morena a una entidad que se caracterizaba por ser gobernada por representantes del PRI.

Yucatán, abrir oportunidades

Los motores económicos del estado son la agricultura, ganadería y turismo, sin embargo la poca diversificación en sus sectores primarios ha orillado a la población más joven a migrar hacia otros estados y países en busca de nuevas oportunidades laborales. 

“A pesar de los esfuerzos que han habido para muchos profesionistas Yucatán está rezagado”, comparte Edgar Rivero, analista del sector público.

El también maestro en políticas públicas expone que el futuro gobernador Mauricio Vila, excandidato del PAN y Movimiento Ciudadano, deberá impulsar un plan que esté enfocado en la incorporación de las nuevas generaciones en otras industrias alternas a las relacionadas con el turismo y la actividad agropecuaria con el objetivo de cerrar la brecha de desigualdad y frenar la migración. 

El anuncio del presidente electo sobre la ampliación del Tren Maya en el sur del país se puede convertir en una oportunidad para detonar otras industrias en la región como la construcción, servicios de transporte y cadenas de logística.

La limitada diversificación de los sectores que sostienen económicamente a la entidad ha provocado que mucha gente joven migre, situación que podría resolverse con la construcción del Tren Maya

Yucatán es uno de los estados donde la deuda per cápita se ha incrementado por encima del promedio nacional de 2000 a 2017, al pasar de 273.8 pesos a mil 915 pesos al cierre del año pasado, según la SHCP. 

Tabasco, despetrolizar la economía

Tabasco es uno de los estados que tienen una fuerte dependencia económica de la actividad petrolera.

Adán Augusto López, primer mandatario de la entidad electo, deberá buscar diversificar su economía, aún cuando la intención de López Obrador es instalar una de sus dos nuevas refinerías en esa región

El ejemplo a seguir para este estado podría ser Campeche, que logró abrir su economía para apostar por el turismo, un sector que ya lo ha empezado a sacar del bache financiero que le heredó la caída en los precios del petróleo.

“Los estados tiene la fortaleza para equilibrar sus balances operativos cuando tienen una economía concentrada o especializada como el caso de Tabasco, con temas de actividad financiera pero, sobre todo, deben hacer ajustes drásticos en el gasto para que esta exposición no sea tan negativa en el balance operativo del estado”, opina Gallegos.

El estado que aún gobierna Arturo Núñez Jiménez reportó una deuda de seis mil 344 millones de pesos durante el primer trimestre del año, cifra clasificada por la SHCP como Endeudamiento Sostenible

La entidad aporta 2.3 por ciento al PIB nacional.