Reporte Indigo

JusticiaParaGiovanni

Docentes, las otras víctimas de la redada en Jalisco

La redada que implementó la Fiscalía de Jalisco el pasado viernes para detener ilegalmente a los manifestantes por la muerte de Giovanni López no victimizó únicamente a jóvenes y estudiantes, sino también a docentes de la Universidad de Guadalajara (UdeG) que habían acudido a la protesta. 

De acuerdo con el Canal 44 de la UdeG, el Sindicato de Trabajadores Académicos de la casa de estudios (STAUdeG) confirmó que los docentes Virginia Montserrat García Santana y Flavio Pinedo Márquez también fueron detenidos, golpeados y torturados por policías ministeriales de la Fiscalía, quienes se movilizaban en vehículos sin placas ni distintivos oficiales. 


Los docentes Virginia Montserrat García Santana y Flavio Pinedo Márquez también fueron detenidos, golpeados y torturados por policías ministeriales de la Fiscalía

Según lo expuesto, ambos académicos se dirigían en bicicleta a las inmediaciones de la Fiscalía, donde se llevaría a cabo la protesta, cuando se percataron de jóvenes que estaban siendo agredidos por los agentes ministeriales. Los docentes intervinieron en su auxilio pero eso les valió que también fueran “levantados” por los miembros de la dependencia. 

Los académicos de la UdeG fueron recluidos en las instalaciones de la Fiscalía, por lo que observaron de primera mano que otras decenas de jóvenes se encontraban ahí también detenidos, recibiendo golpes y otras vejaciones por parte de elementos de la institución que comanda el fiscal, Gerardo Octavio Solís Gómez

Justo como sucedió con los jóvenes, a los docentes de la UdeG también se les mantuvo incomunicados por algunas horas, para posteriormente ser trasladados en vehículos de la institución a diferentes puntos de la metrópoli, donde fueron liberados –aunque sin sus bicicletas que valuaron en 35 mil pesos-. 

El presidente de la Comisión Estatal de Derechos Humanos Jalisco (CEDHJ), Alfonso Hernández Barrón, ha señalado que las detenciones que efectuó la Fiscalía aquel día, las cuales habrían sido alrededor de 50, reúnen los elementos para ser clasificadas como desapariciones forzadas.

“Al no estar la persona debidamente registrada una vez que ha sido detenida por parte de elementos del Estado, con los protocolos y en los lugares de resguardo donde deben trasladarse, estamos ante los elementos técnicos de lo que puede configurarse como una desaparición forzada de personas”, dijo. 

El propio fiscal de Jalisco ha reconocido públicamente cómo actuaron sus agentes. 

“Detuvieron de manera arbitraria a diversos jóvenes, los ingresaron en algunas de las celdas no habituales para cualquier tipo de detenido; no llevaron a cabo un registro de detención adecuado; no llevaron a cabo un listado de personas ingresadas; violentaron todas las normas procedimentales internas de esta institución, y las procesales de cualquier gobernado; hubo violaciones de garantía flagrantes por parte de estos policías”, señaló.

Agresiones a docentes

De acuerdo con lo expuesto por el canal de la UdeG, las agresiones que recibieron los académicos de la institución a manos de la Fiscalía ya fueron denunciadas ante el propio gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro Ramírez, en un oficio emitido por el mismo gremio universitario  STAUdeG. 

Hasta antes de ese comunicado se desconocía que las detenciones ilegales y desapariciones forzadas que perpetró la Fiscalía del Estado el pasado 5 de junio también habían alcanzado al personal docente de la máxima casa de estudios de Jalisco

En dicho oficio, el líder sindical del STAUdeG, Jesús Palafox Yáñez, le solicitó además al mandatario del partido Movimiento Ciudadano que se investigue la operación represiva que lanzó la Fiscalía el día de los hechos, que se castigue a los responsables de la misma y que se limpie a la dependencia de los malos elementos, pues hoy “carece de la mínima confianza para procurar justicia al pueblo de Jalisco”.

Las víctimas de la Fiscalía que han hecho público lo que vivieron, han señalado que además de las agresiones físicas –algunos jóvenes incluso recibieron descargas eléctricas-, se les amedrentaba y torturaba psicológicamente con amenazas como “nadie sabe que están aquí”, “los vamos a desaparecer, cabrones”, “ya se los cargó la verga” y “los vamos a entregar al cártel”.


Las agresiones hacia los académicos de la institución a manos de la Fiscalía ya fueron denunciadas ante el propio gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro

La organización sindical STAUdeG representa a los más de 16 mil académicos de la universidad pública del estado. 

Interviene la FGR en detenciones

Actualmente existen dos carpetas de investigación abiertas por el operativo que desplegó la Fiscalía el pasado viernes para detener y desaparecer por algunas horas a los manifestantes por la muerte de Giovanni López: una está en manos de la Fiscalía General de la República (FGR), en el ámbito federal; y la otra la lleva la Fiscalía Especializada en Combate a la Corrupción, en la esfera local. 

La atracción del caso por parte de la FGR que encabeza Alejandro Gertz Manero fue confirmada por el fiscal local el pasado 10 de junio en la noche.


Hay dos carpetas de investigación abiertas por el operativo que desplegó la Fiscalía el pasado viernes: una en la FGR y la otra en la Fiscalía Anticorrupción local

“El día de ayer estuve en la Ciudad de México en las oficinas del fiscal general de la República, el objetivo fue solicitarle oficialmente que pudieran ejercer la facultad de atracción respecto de la carpeta de investigación iniciada el viernes pasado en relación con los abusos cometidos en contra de estudiantes que venían pacíficamente a manifestarse aquí a las instalaciones de la Fiscalía”. 

Agregó que “derivado de esta plática y previo análisis del expediente que se puso a su consideración, quiero informarles que el día de hoy entre 2 y 3 de la tarde el expediente ya fue formalmente y oficialmente recibido, y a partir del día de hoy la competencia la ejerce exclusivamente la FGR“. 

Sin embargo, la intervención de la FGR no impedirá  que a la vez la Fiscalía Anticorrupción continúe con su propia indagatoria de los hechos, según agregó Solís Gómez.

“Como pueden observar, en el caso del abuso cometido en agravio de estudiantes que vinieron a manifestarse pacíficamente a esta dependencia, ninguna de las dos carpetas de investigación es responsabilidad de la Fiscalía estatal, para garantizar la total y eficaz transparencia en la investigación y asegurar llegar hasta las últimas consecuencias; son competencia exclusiva de la Fiscalía Anticorrupción y de la FGR”. 

También puedes leer: El día más negro para jalisco, detenciones arbitrarias

Exit mobile version