Las políticas públicas enfocadas a combatir la crisis del medio ambiente en México cobran especial importancia de cara a la renovación de la Cámara de Diputados.

Pese a la urgencia del tema, son pocos los partidos políticos nacionales que hacen planteamientos al respecto, tanto en plataformas, como en debates, a diferencia de las organizaciones de la sociedad civil, las cuales presentan planes completos para promover medidas sustentables con las cuales hacer frente a la problemática.

Para dar a conocer sus plataformas electorales, los 10 partidos políticos nacionales presentaron videos en los que discuten sus principales propuestas en menos de tres minutos. Los principales asuntos fueron la pandemia de COVID-19, las medidas de reactivación económica y la estrategia de seguridad.


La promoción de la movilidad sustentable no se puede quedar simplemente en la construcción de infraestructura, debe ser una prioridad para las autoridades municipales y estatales en todos los aspectos

Morena, en voz de su representante ante el INE, el diputado Sergio Gutiérrez Luna, plantea continuar con los proyectos del presidente Andrés Manuel López Obrador según dicta el Plan Nacional de Desarrollo 2019-2024.

Por lo que en materia ambiental, su propuesta es seguir con el programa Sembrando Vida, ya que va “dirigido a las y los sujetos agrarios para impulsar su participación efectiva en el desarrollo rural integral”.

Su principal aliado, el Partido del Trabajo (PT), no abordó el tema en la plataforma presentada por su dirigente, Alberto Anaya. Mientras que el Partido Verde Ecologista de México (PVEM), con el que integran la coalición Juntos Haremos Historia, plantea fomentar el desuso de plásticos de un solo uso y combustibles contaminantes, promover que la gente reciba pagos por reciclar su basura y las energías limpias, así como implementar una ley general de bienestar animal.

Del bloque opositor, la secretaria general del PRI, Carolina Viggiano, solo dijo que impulsarán “una relación sana y sostenible entre sociedad y medio ambiente”.

Por su parte, el PAN plantea aprovechar las energías limpias y rechaza “con firmeza el uso de los combustibles fósiles para generar electricidad”. Poniendo como ejemplo lo hecho al respecto por el gobierno de Tamaulipas que encabeza Francisco García Cabeza de Vaca.

De los siete ejes que componen la plataforma del PRD, el punto número cuatro trata sobre el medio ambiente.

“Somos el país del sol, por eso vamos a cumplir con los compromisos de Kioto y París, reducir la emisión de Gases de Efecto Invernadero e impulsar los combustibles renovables”, dice el tercer integrante de Va Por México.

En entrevista con Reporte Índigo, la especialista en cambio climático de Greenpeace México, Viridiana Lázaro, plantea la urgencia de que las propuestas en materia ambiental vayan enfocadas a la restauración de las ciudades. Apuntando que, a nivel global, los grandes centros urbanos son responsables de más del 70 por ciento de las emisiones de Gases de Efecto Invernadero, así como que, estiman, estas regiones concentrarán al 90 por ciento de la población mexicana para 2030.

“Nosotros estamos solicitando que incluyan en esta agenda una restauración de las ciudades. Es urgente que planteemos esto en los centros urbanos que son los principales consumidores de bienes y servicios. También de bienes naturales.


Candidatas y candidatos deberían centrar una estrategia específicamente para que las ciudades ya no sean estos grandes productores del efecto invernadero, sino que ayuden a combatir la crisis climática

Viridiana Lázaro

Especialista en cambio climático de Greenpeace México©

A nivel municipal, la restauración de las ciudades deben incluir como principales ejes el contar con un mayor número de espacios verdes como sumideros de carbono para ayudar a regresar el agua a las regiones acuíferas, pero también que se puedan ocupar espacios para la agricultura urbana libre de agrotóxicos. Por lo que Lázaro pone como ejemplo la zona chinampera al sur de la Ciudad de México, la cual abastece de alimentos a la metrópoli.

El especialista también destaca la importancia de democratizar el espacio público como una medida para garantizar la protección del medio ambiente.

“Se tiene que pensar en una movilidad sustentable. Ahí entra la democratización del espacio público, porque se tienen que habilitar áreas que permitan utilizar bicicletas como medio de transporte, no solo como un medio recreativo, que es como muchas personas la ven”, explica.

Con la renovación de alcaldías y presidencias municipales en 30 entidades de la República, ya que solo Hidalgo y Durango no elegirán a sus autoridades locales el próximo 6 de junio, surgen iniciativas como la campaña “Métele Pedal”, de la organización Movilizatorio México, la cual presenta manuales para que los gobiernos promuevan los grupos ciclistas y las medidas de seguridad vial adecuadas.

“Si es por un tema que no tienen la experiencia previa o personal especializado en esto, no hay problema, nosotros les vamos a ayudar facilitando manuales que además van a estar armados con la expertice de organizaciones especialistas en este tema, desde grupos de rodadas que ya llevan años en esto, como también organizaciones en materia de seguridad vial y de los mismos gobiernos”, dice en entrevista Francisco González.

El gerente de proyectos de Movilizatorio señala que, a raíz de la pandemia de COVID-19, el uso de la bicicleta como medio de transporte se incrementó en alrededor del 200 por ciento en la Ciudad de México y el área metropolitana.

Sin embargo, esto no se ha traducido en nuevas propuestas de políticas públicas para promover la movilidad sustentable, indicando que su principal inhibidor sigue siendo el tema de la seguridad vial.

González insiste en que la promoción de la movilidad sustentable no se puede quedar simplemente en la construcción de infraestructura, debe ser una prioridad para las autoridades municipales y estatales en todos los aspectos.

Continúa leyendo: Economía y sostenibilidad para mejorar medio ambiente