Las enfermedades ya erradicadas, o brotes de otras que ya fueron controladas, podrían regresar a México debido a que se registra una caída considerable en la vacunación de niños, de acuerdo con Save The Children.

De acuerdo con la asociación, urge al gobierno federal atender el rezago en esquemas de vacunación debido a que cayó en un 70 por ciento; es decir, solo 3 de cada 10 niñas y niños mexicanos cuenta con su esquema completo de vacunación.

A su vez, desde el pasado 2018, únicamente el 27. 5 por ciento de los niños y niñas de un año de edad tuvieron un esquema completo de vacunación.

Hay que recalcar que a esta tendencia también se sumó la pandemia por COVID-19, con la que la población dejó de asistir a las clínicas de salud a aplicarse las respectivas vacunas y 4 de cada 10 hogares de los estratos económicos más desprotegidos reportaron interrupciones en la aplicación de las mismas.

Asimismo, en el caso de la inmunización contra formas graves de tuberculosis (vacuna BCG), en 2020 la cobertura bajó hasta 28 por ciento, a pesar de que hasta 2018 esta vacuna contaba con una de las coberturas más altas (97.3 por ciento).

Enfermedades erradicadas que podrían regresar

Otras vacunas que presentan rezago importante a nivel nacional son la vacuna contra Hepatitis B con una cobertura de 56.7% a nivel nacional, seguida de la vacuna Pentavalente con un 70.1 por ciento de cobertura en niñas y niños de 1 y 2 años.

Por su parte, la vacuna de neumococo presenta una tasa de 86.6 por ciento de cobertura a nivel nacional. Cada año en nuestro país mueren poco más de 30 mil personas menores de 5 años de edad, la mayoría por causas prevenibles con intervenciones de salud como la vacunación.

Puedes leer: Vacunación, oportunidad y reto contra enfermedades

La vacunación representa ahorros importantes para la salud pública, por ejemplo, disminuye hasta 75 por ciento los gastos de enfermedades provocadas por infecciones intestinales y protege al país frente a riesgos y amenazas en el ámbito de la salud pública, ante el riesgo de brotes y resurgimiento de enfermedades.

Por ello, las organizaciones de la sociedad civil llamaron urgentemente al gobierno a que implemente un plan emergente para atender y revertir los rezagos de la vacunación; asigne presupuesto el próximo año para la ejecución del plan y mejore la infraestructura para este fin; además de garantizar la compra oportuna de vacunas, entre otras medidas.