http://indigo-video.s3.amazonaws.com/piensa/piensa-20130530-mty-02.mp4

Decir que Chile está produciendo la mejor música en español en todo el continente ya es algo común. Y el rock de Los Bunkers es prueba de ello.

Tras un detour cubano por la obra de Silvio Rodríguez en “Música libre”, Los Bunkers regresan con “La velocidad de la luz”, un vigoroso álbum –producido por Yamil Rezc y Emmanuel Del Real de Café Tacuba– que suena a que la banda tiene algo que probar. 

Algo que es evidente desde el primer tema, “Desperdíciame”, el cual avanza con una fuerza inexorable durante siete minutos a base de distorsión de guitarras, un lejano charango y la angustiada voz de Álvaro López.

“Bailando solo” es la canción que más se disfruta en el disco. Sobre un ritmo discotequero, un contagioso piano eléctrico y angulares guitarras, Los Bunkers arman una imaginativa canción que bien podría ser la versión andina de “Dark of the matinée” de Franz Ferdinand.

La energética “Si estás pensando mal de mí”, con su memorable coro y reveladora letra, tiene todos los elementos para ser un hit en la radio.

El tema que da título al disco cierra el álbum de forma placentera. Una canción que por momentos suena a country y que habla sobre conexiones emocionales y relaciones de larga duración. Además, confirma los nuevos horizontes que los chilenos alcanzan con este disco.

Con “La velocidad de la luz”, Los Bunkers prueban que aún pueden sorprender en su séptimo álbum. Esa constante innovación es la que los hace estar a prueba de todo. 

(*1) para prueba está Gepe y el “A-Game” chileno de Alex Anwandter, Astro, Adrianigual y Ases Falsos.

— Álbum recomendado: “La velocidad de la luz”
Los Bunkers
[Promotodo; 2013]
100 pesos en iTunes