Durante el aislamiento que provocó el COVID-19, la educación en línea se convirtió en el espacio principal de aprendizaje, afectando a más del 90 por ciento de la población estudiantil en el mundo.

Sin embargo, a lo largo de este año, se demostró que el 77 por ciento de los usuarios a nivel global utilizaron la plataforma de YouTube en busca de nuevos conocimientos o, incluso, aprender una nueva habilidad.

Esta cifra fue revelada por Daniela Guerra, directora de Alianzas de Contenido Educativo de YouTube que, junto a la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, Ciencias y la Cultura (Unesco), lanza Mi Aula, plataforma que se nutrirá cada quince días con contenido educativo para los niveles de secundaria y bachillerato.

“Poniendo a la educación como prioridad, nos hemos enfocado en lanzar nuevos recursos con contenido para apoyar a los estudiantes, así como también a los docentes y familias. Emprendimos este proyecto junto a UNESCO con la idea de poner a disposición material de calidad de acuerdo con los planes oficiales de estudio establecidos por la Secretaría de Educación Pública (SEP) y el programa común para bachillerato”, detalla Guerra.

Para realizar los contenidos del canal Mi Aula se tomaron en cuenta diversos factores, como elementos didácticos, uso del lenguaje y los recursos audiovisuales, todo con base en el currículo nacional definido por la SEP.

71.9%

de los contenidos para México fueron publicados entre 2017 y 2020

Los estudiantes podrán encontrar listas de reproducción divididas por grados y materias, facilitando la exploración de sus contenidos. Los videos fueron elaborados por Edutubers, con creadores de contenido enfocados en la educación. Destacan: Math2Me, Bully Magnets, Curiosamente, Bióloga Elena y La Ciencia detrás de.

De acuerdo con Gabriela Rodríguez, consultora para Unesco en México, para garantizar que el contenido estuviera actualizado, en el país, el 71.9 por ciento del material seleccionado se publicó entre 2017 y 2020.

“Nos importaba acercar a los jóvenes y a los docentes a los temas claves de la agenda 2030 y los Objetivos de Desarrollo Sostenible con contenidos de los programas de estudio que reflejen la diversidad cultural y que fuera inclusivo. En total, hay 60 videos que se enfocan en el cambio climático, la pobreza, equidad de género, que representan el 3.4 por ciento de la curaduría”, detalla Rodríguez.

Asimismo, YouTube incluyó canales institucionales, producidos por diversas agencias, fondos y programas de Naciones Unidas como Unesco, CEPAL y ONU Mujeres, contenido que en México representa el 6.7 por ciento del total de los videos.

Para Gabriela Rodríguez, Mi Aula cuenta con materiales de calidad y no de cantidad, enfocados en los principales problemas que las y los estudiantes tienen y cómo ellos pueden apoyarlos a través del medio audiovisual.

“El objetivo no es tener necesariamente el contenido de todos los aprendizajes esperados del programa de estudio, sino los que generan una mayor dificultad o mayor reto en los estudiantes y que impiden la compresión”, apunta Gabriela Rodríguez.

Un ejemplo del contenido que las y los estudiantes podrán consultar es Math2Me, plataforma creada en 2009 por la licenciada en Comunicación Kukis González y el ingeniero José Andalón. El canal se enfoca en el área de matemáticas, abarcando los niveles de primaria, secundaria, bachillerato y universidad. Actualmente cuentan con 3 mil videos, en los cuales también se contemplan traducciones al lenguaje mixteco.

También puedes leer: Van por educación en Lengua de Señas Mexicana