¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Piensa
imagen principal

MÚSICA

El trap y el reggaetón, la nueva insurrección

Hidalgo Neira

Los rockeros de Disidente, agrupación con 20 años de trayectoria, reconocen que las nuevas generaciones encontraron un nicho contestatario en los ritmos latinos, además admiten que el rock necesita reinventarse para volver al cauce reaccionario contra el Estado y las autoridades


Jun 25, 2019
Lectura 5 min
portada post

En 1997, el grupo de rock Molotov se mostraba inconforme ante el gobierno mexicano. Su canción “Gimme the power” se convirtió en el himno de toda una generación que exigía derrocar al PRI de la presidencia, además de exponer la situación decadente de un México que ya estaba “hasta la madre” de su impunidad.

Dos años después, se formó en Guadalajara una banda que, por nombre, fue una paria en el ambiente musical, y aunque el costo para el triunfo fue el tiempo, eso no le importó a los hermanos Alejandro y Pedro Mendoza, quienes después de cinco demos lograron llegar a sacar su primer LP en 2004, para luego formar Disidente.

A 20 años de su formación y 15 de su álbum debut, estos músicos siguen activos y observan que así como el rock y el rap marcaron una tendencia insurrecta, ahora esto sucede con el trap y reggaetón.

“De repente los raperos llegaron más rockeros que el rockero, con una gran actitud y mejores letras, y eso nos brincó ‘¿Qué está pasando con el rock and roll? ¿Por qué el reggaetonero salió más revolucionario?’”, cuestiona Pedro Mendoza, guitarrista del cuarteto.

Los hermanos platicaron con Reporte Índigo sobre cómo han visto el cambio de públicos en sus dos décadas de trayectoria, porque, incluso, ahora perciben cómo es que grupos como Nirvana, ya no se encuentran en el imaginario melómano.

“Estamos viviendo la era del reggaetón y el trap, no son géneros en los que me identifique en absoluto, no les tiro mala onda, pero ahora es su reinado”, dice Alejandro Mendoza.

Disidente estará en la Ciudad de México el 29 de junio para tocar en el Foro IndieRocks, que es parte de su gira Hasta siempre, la cual promociona su disco homónimo grabado en vivo en Guadalajara.

¿Dónde está el rock disidente?

Las letras estridentes contra el Estado y el ir a contracorriente se han desdibujado en la escena del rock nacional, al menos así lo perciben los hermanos Mendoza, ya que, dicen, falta más este impacto que antes se tenía en la música.

“El rockero se posicionó en una postura muy cómoda y se calmó, que no está mal, pero parte del rock es esa rebeldía no contestataria. Vemos que se aplacaron mucho y parte del rock es que les valga todo”, admite el guitarrista.

Alejandro observa que el modo de vida del rockero mutó en la sociedad y que el discurso ya no es el mismo. Por ello, señala que se debe ser fiel al movimiento musical de origen.

“Hay que tener esa persistencia, seguir fieles al sonido del rock and roll, sí está padre evolucionar, pero no olvidarse de esas raíces, que por eso te juntaste a tocar”, agrega.

Pedro invita a redescubrir nuevos grupos, pues cree que aunque haya un cambio musical, hay un nicho que todavía genera un sonido auténtico.

“Todo cambia, está bien, pero siento que hay cierta esencia que se queda perdida, como los viniles, antes eran grandes portadas y ahora es un iconito. En el fondo creo que no se va a perder (el rock), está cambiando y si le buscas le encuentras”.

Para Disidente, hoy en día el rockero ‘se calmó’, mientras que antes sólo se dedicaba a criticar a través de sus letras

La evolución en redes sociales

Los hermanos son esa generación de transición que les toca subirse al mercado actual de lo virtual. Admiten que antes no eran tan diestros en redes sociales, pero se involucran para estar en sintonía con su público.

“Antes estábamos muy reacios, decíamos ‘se nos va a caer el discurso’, no lo sentíamos tan nuestro, pero nos dimos cuenta que es vital, incluso tener esa cercanía con el público que se identifica con lo que haces”, narra Alejandro.

La interacción, el compartir fotos y ser parte de la conversación, es lo que les convenció incluso a abrir sus cuentas personales.

Pedro subraya que ahora es necesario pertenecer a este mundo cibernético de actualidad. “Si no estás ahí, desapareces, ahorita es lo que está, te guste o no; entonces, siempre nos ha agradado estar, no contra la corriente, si así son las cosas hay que aportar nuestra visión, por eso tenemos un pie en las redes”, platica el guitarrista.

Siendo aún fanáticos de consumir discos en formato físico, han encontrado sorpresas en las redes sociales, desde coleccionistas que comparten las portadas, hasta nuevos grupos que tocan rock en español, tanto en México como en otras partes del mundo.

“Empiezas a conocer, eso está muy chido, de repente es un exceso de información, pero es mejor que antes, porque ni cómo te enterabas de las cosas”, precisa Alejandro.

Te puede interesar: Porter lucha por el rock


Notas relacionadas
doPlay

Sep 19, 2019

doPlay

Sep 18, 2019

Sep 17, 2019
Lectura 5 min

MúSICA

La Tremenda Korte lleva el Ska en el corazón

Fernando Franco


Sep 17, 2019 Lectura 5 min

Sep 11, 2019
Lectura 2 min

Comentarios