No se trata de una venganza o karma por parte de las mujeres para contrarrestar el dolor y maravilla que significa un parto. 

Lo cierto es que los hombres también sufren de depresión posparto hasta en la misma proporción que las mujeres, según un estudio publicado recientemente.

De acuerdo a los autores de esta investigación, este tipo de patología no se había detectado antes debido a que no se estaban haciendo los cuestionamientos adecuado a los varones.

Gil Goldzweig de la Universidad Hebrea de Jerusalén, quien dirigió el estudio, aseguró que los hombres que la padecen tienden a negar dificultades y obstáculos, según se encontró en los resultados de los 96 voluntarios que participaron.

Los padres menores a 30 años tienen 40 por ciento de mayor probabilidad de sentir miedo y preocupación, según concluyó la investigación.

Otro de los hallazgos de los hombres que padecen depresión posparto es que la mayoría fue criado con un padre estricto.

Y otra investigación liderada por Jan Nicholson, del Centro de Investigación de Melbourne y publicada en la revista Social Psychiatry and Psychiatric Epidemiology, reveló que ahora los padres se han vuelto más susceptibles a su rol y participación en la crianza. “Cada vez reconocen que son un apoyo fundamental para las mujeres cuando tienen hijos”, dijo Nicholson.

Se analizó la salud mental de cinco mil mamás jóvenes y tres mil padres primerizos, cuyos hijos tienen entre tres meses y un año, dos a tres años y de cuatro a cinco años.

En esta investigación el 9.7 por ciento afirmó haber estado bajo estrés durante el primer año de vida de su hijo. En mujeres es el 9.4 por ciento, según se dijo en The Telegraph.

“Este estudio muestra que los hombres también son vulnerables, ya que adquieren más responsabilidades y funciones”, enfatizó el especialista.