¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Latitud
Nacional

ARMAS

Más restricciones, ¿menos muertes?

Jorge Mireles

Durante su pasada visita a México, el presidente de Estados Unidos Barack Obama hizo a un lado –al menos en redes sociales– el encuentro bilateral con su homólogo mexicano Enrique Peña Nieto y siguió presionando al Congreso para que legisle a favor de mayores restricciones en las armas.

Obama publicó a través de su cuenta de Twitter: “600 mil norteamericanos han firmado ya la petición al Congreso demandando acciones para prevenir la violencia con fusiles”.


May 5, 2013
Lectura 7 min

6% considera que deben ser menos estrictas.

El activista Ted Lewis dijo que México tiene un papel importante en el tema de las armas, ya que es una problemática que también le afecta

"Hay una tremenda falta de balance entre la gente que quiere prohibir las armas y la gente que tiene el poder. La NRA está gastando 10 veces más de lo que gasta la oposición”

- Ted Lewis

Director de programas de derechos humanos de Global Exchange

"Nos preocupó mucho y nos duele la matanza de Newtown, pero el Congreso (de EU) no se conmueve con los dos o tres mil niños asesinados con sus armas”

- Javier Sicilia

Poeta y activista mexicano

http://www.youtube.com/watch?v=2WAYE57PFTI

Durante su pasada visita a México, el presidente de Estados Unidos Barack Obama hizo a un lado –al menos en redes sociales– el encuentro bilateral con su homólogo mexicano Enrique Peña Nieto y siguió presionando al Congreso para que legisle a favor de mayores restricciones en las armas.

Obama publicó a través de su cuenta de Twitter: “600 mil norteamericanos han firmado ya la petición al Congreso demandando acciones para prevenir la violencia con fusiles”.

Sin embargo, ese mismo día y sin un rifle de asalto, un niño de cinco años del estado de Kentucky asesinó a su hermana menor con un rifle calibre .22, fabricado “especialmente para niños”.

El rifle con el que murió Caroline Sparks, la niña de dos años víctima de este terrible hecho, le fue regalado a su hermano hace un año para ir a cazar con su padre, informaron fuentes a la cadena CBS.

La tragedia, al igual que muchos otros factores, ponen en entredicho la efectividad con la que medidas más restrictivas podrían disminuir los niveles de violencia en EU.

Lo que dicen los activistas

“No se trata de eso (las armas) nada más, el arma es un poder. 

“Muchos de los asesinatos no se cometen con armas de fuego, pero todas esas personas que han sido víctimas, fueron sometidas con armas”, dijo Javier Sicilia, poeta y activista mexicano durante una rueda de prensa en el pasado Simposio “Escenarios de Cooperación y Conflicto”, organizado por estudiantes de la carrera de Relaciones Internacionales del Tec de Monterrey, celebrado en la ciudad de Monterrey.

A Sicilia le acompañó Ted Lewis, también activista y director de proyectos de derechos humanos de la organización Global Exchange.

“Están entrando (a México), según estudios de la Universidad de San Diego, 250 mil armas cada año. Entre 1994 y 2004 había una ley en Estados Unidos que prohibía las armas de asalto”, comentó Lewis.

“En aquella época, antes del conflicto en México, pasaron al año cerca de 88 mil armas. (Hubo) un incremento de 300 por ciento”, agregó.

A pesar de no ser la panacea, la regulación en la venta de armas de fuego, debe ser una estrategia a tomar en cuenta, aunque eso solo es la punta del iceberg.

“El arma es un poder que en manos de imbéciles genera un estado de indefensión frente al otro y hay un vacío de poder. Secuestros, extorsiones, detrás de todos los crímenes, aunque no haya un asesinato, están las armas. 

“Se somete al otro a través del poder de un arma”, argumentó el poeta mexicano.

Con respecto al papel fundamental del Congreso de Estados Unidos, Ted Lewis dijo que existe actualmente una “tremenda falta de balance entre la gente que quiere prohibir las armas y la gente que tiene el poder”.

Esta asimetría es posible gracias a que, detrás de los partidarios de los derechos de portación de fusiles, están las empresas fabricantes  de estos productos y la Asociación Nacional del Rifle de Estados Unidos (NRA, por sus siglas en inglés).

“Ellos están gastando 10 veces más de lo que gasta la oposición. 

“(Esto) nos indica que estamos en un camino muy difícil, porque a pesar de que el 90 por ciento de la población está a favor de una averiguación de antecedentes para cada persona que compra armas, no pasó en el Senado”, añadió Lewis.

Lo anterior en referencia a la legislación que se vio truncada en la Cámara Alta el pasado 17 de abril.

Sin embargo, la problemática de la violencia de este tipo no se queda en Estados Unidos, ya que también permea a otros países, entre ellos México.

“México tiene un papel muy importante para apoyar y mostrar lo que las armas están haciendo en México.

“Es algo donde creo que hay una fuerte posibilidad de estrategia común entre la sociedad mexicana y la norteamericana”, dijo el activista norteamericano.

Asimismo, Sicilia instó a que en EU no hagan oídos sordos a los lamentos de las miles de madres y padres mexicanos que a diario sufren la muerte de alguno de sus hijos, víctimas del crimen organizado, instrumentado con armas fabricadas y comerciadas en la Unión Americana.

“A nosotros siempre nos preocupan sus muertos, pero a muchos de ellos no les preocupan los nuestros. 

“Nos preocupó mucho y nos duele mucho la matanza de Newtown, pero el Congreso y los gobiernos no se conmueven con los 2 mil o 3 mil niños asesinados por sus propias armas”, comentó el activista y fundador del Movimiento por la Paz con Justicia y Dignidad.

No obstante, este marasmo del actual gobierno demócrata es más un problema político que producto de la insensibilidad.

Al respecto, Ted Lewis mencionó: “La administración de Obama no ha querido poner hasta ahora la agenda mexicana frente a la población de Estados Unidos por el miedo de ver un rechazo.

“(Esto) porque la derecha de EU podría utilizarlo como un arma política en contra de él (Obama)”.

Otra de las participantes en la conferencia fue la hermana Consuelo Morales, defensora de los derechos humanos y de las víctimas de la denominada guerra contra el narcotráfico mexicana. 

Dijo que “las armas no pasarían a México si tuviéramos funcionarios fieles, respetuosos y honestos de las leyes”.

“Entonces, podrán vender muchas armas la gente de Estados Unidos, pero si pudiéramos tener una frontera que blindara totalmente el paso de esas armas ilegales a México, (pero) no lo tenemos por este grave monstruo de la corrupción y la impunidad”. 

Lo que dicen en EU

La última gran masacre estadounidense, sucedida en Newtown, Connecticut, donde murieron 26 personas, incluidos 20 niños de la primaria Sandy Hook, ha sido el punto de inflexión en la población norteamericana frente al tema de las armas.

A partir de diciembre de 2012, mes en que ocurrió la matanza, ha aumentado considerablemente el número de norteamericanos que opinan que las leyes deben de ser más estrictas en la venta de armas.

En una encuesta realizada por Gallup, el 58 por ciento piensa que la actual legislación debería volverse más restrictiva en cuanto al acceso que la gente tiene a los fusiles, por seis por ciento que cree que deberían disminuir los controles.


Notas relacionadas

Dic 13, 2018
Lectura 3 min

Nov 8, 2018
Lectura 2 min

Comentarios