La vicepresidenta de los Estados unidos, Kamala Harris, aclaró sus comentarios sobre su visita a México y Guatemala en lo que observó que las Organizaciones No Gubernamentales (ONG) no pueden hacer su trabajo sin obstáculos porque están sometidas.

Lo anterior rápidamente generó críticas y reacciones, ya que muchos retomaron las palabras de Kamala Harris para recriminar al presidente de México, Andrés Manuel López Obrador (AMLO), por restar presupuesto a las ONG.

La polémica causó que inmediatamente la vicepresidenta aclarara que sólo se refería a Guatemala, excluyendo a México, porque en ese país hubo una reforma de la ley sobre organizaciones no gubernamentales.

Symone Sanders, su portavoz, aclaró que las declaraciones de la vicepresidenta a EFE no incluían a México, sino que quiso “referirse a sus reuniones en Guatemala”.

Durante la entrevista, Harris habría señalado sobre la polémica reforma en Guatemala de la ley sobre organizaciones no gubernamentales, promovida por el partido oficial y que habilitará la anulación por decisión estatal de manera unilateral de cualquier ONG asentada en el país.

También lee: Pide Kamala Harris al presidente AMLO respetar a la prensa y a las ONG, revela Efe

“Este es un tema que me preocupa profundamente, porque queremos asegurarnos de que hay independencia: un sistema judicial independiente, una prensa independiente, y que las organizaciones sin ánimo de lucro, las ONG, puedan hacer su trabajo sin interferencias. Eso lo dejé muy claro” dijo.

Lo anterior también fue replicado por el canciller Marcelo Ebrard ante la multitud de críticas hacia AMLO, e indicó recientemente que en el encuentro que se dio entre López Obrador y Harris se abordaron temas económicos, migratorios y de seguridad.

Ante la visita de la vicepresidenta, se determinó reactivar el Diálogo Económico de Alto Nivel (DEAN) que se celebrará en el mes de septiembre.

Ambas naciones acordaron aprovechar los mecanismos del T-MEC para “fortalecer un crecimiento económico equitativo y sustentable tras la irrupción de la pandemia”, detalló la Secretaría de Gobierno en un comunicado.

Finalmente, de acuerdo con el Gobierno de México, los dos países establecerán “un grupo operativo especializado en combatir el tráfico y la trata de personas a través de una metodología que busca compartir información e inteligencia, a fin identificar, interrumpir y desmantelar redes de contrabando de personas en México”.