En plena crisis ambiental en la CDMX, donde se declara contingencia ambiental continuamente, Seúl da ejemplo de cómo convertir un espacio que anteriormente estaba destinado a ser transitado por vehículos en un lugar que invita a caminar y albergar plantas de todo tipo. 

El alcalde Won Sun Park en 2014 comunicó su intención de convertir la autopista de la Estación de Seúl en un proyecto verde inspirado en el proyecto neoyorquino Highline Park, para “devolverla a los ciudadanos como un espacio pensado para la gente teniendo en cuenta la seguridad, comodidad y el paisaje”.

Recomendado: ¿Qué plan con Chapultepec? Tras resistencia de vecinos la Sedema definirá qué proyecto es viable

Hace unas semanas en la capital de Corea del Sur se inauguró el resultado de este proyecto: un jardín colgante de casi un kilómetro de largo. Anteriormente ese lugar era una autopista aérea y durante años estuvo abandonada.

En el nuevo espacio de encuentran más de 24 mil plantas coreanas y 228 especies distintas ordenadas alfabéticamente. Diseñada por arquitectos de MVRD, en colaboración con el estudio KECC y el holandés Ben Kuipers el jardín cuenta con cafeterías, galerías y un teatro. 

Recomendado: Tips para unas vacaciones sin dañar el medio ambiente

Nombrado Skygarden, de noche  el corredor se alumbra con luces azules. Éste conecta al mercado Namdeamun con barrios del centro y para el mantenimiento de las plantas que se albergan ahí cuenta con un moderno sistema de riego en el suelo de todo el camino.

Últimamente en Seúl se ha sido noticia por corrupción en su esfera política y el descontento ciudadano.