Un estudio de la Universidad del Sur de Florida reveló algunas imágenes satelitales donde se reveló la mayor proliferación de sargazo conocida hasta ahora, y aunque representa una bendición para la vida en el mar, para el turismo puede significar una amenaza. 

La masa que ocupa actualmente el sargazo –según el estudio publicado en la revista Science– es de alrededor de 8 mil 850 kilómetros de ancho y pesa unos 20 millones de toneladas. 

De acuerdo con esta investigación, en 2018 ésta se extendía desde la costa de Estados Unidos y México hasta África.

Inicialmente sólo se esparcía en el Golfo de México y en el Mar de los Sargazos, sin embargo, se ha incrementado y ahora llega al Océano Atlántico.

Incluso, en algunas playas de México y Florida la cantidad llega a ser tanta que el turismo no puede ingresar.

El estudio de la Universidad del Sur de Florida informó que este 2019 se batirá el récord, además de que podría ser la nueva normalidad del planeta.

Según este estudio, el cambio climático y algunos fertilizantes que han sido vertidos en el mar coadyuvaron a la proliferación del sargazo, aunque algunos científicos consideran que su presencia puede ayudar a la vida marina, ya que –agregan– representa un hábitat seguro para muchos peces.

SARGAZO, UN ASUNTO MENOR: AMLO

El pasado 24 de junio, durante su conferencia de prensa matutina, realizada en Quintana Roo, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) minimizó el problema del sargazo, al comparar la cantidad que se recoge en playas mexicanas con la de la basura en la Ciudad de México.

Lo del sargazo es un asunto menor, en la Ciudad de México se recogen diariamente 13 mil toneladas de basura y en el sargazo significa recoger mil toneladas, sostuvo.

AMLO se comprometió a atender el problema e informó que se invertirán 52 millones de pesos para limpiar las playas mexicanas, además de que la Secretaría de Marina (Semar), construirá cuatro sargaceras.