Dos goles de Edin Džeko en un lapso de seis minutos dejaron al Inter de Milán con un pie en la segunda ronda de Champions League por primera vez en diez años, con una victoria 2-0 sobre el Shakhtar Donetsk.

“Pasaron diez años. El club se lo merece”, expresó el técnico del Inter Simone Inzaghi. “Es lo primero que dije cuando vine al club. Mi objetivo y el de los jugadores”.

Los goles del bosnio a los 61 y 67 minutos destrabaron un partido que el Inter había dominado, pero sin lograr anotar, en parte por el buen desempeño del arquero Anatoliy Trubin.

Te puede interesar: Monterrey ya tiene fecha para el sorteo del Mundial de Clubes 2021

También le anularon dos tantos al Inter.

Los italianos se habrán clasificado a los octavos de final si más tarde Sheriff no le gana al Real Madrid.

En la última fecha, los “neriazzurri” enfrentarán a los españoles en Madrid.

Con su derrota, Shakhtar quedó condenado al último lugar.

Inter arrancó mejor y generó varias jugadas de peligro, pero falló en la definición. En la más clara, Nicolo Barella tiró afuera desde diez metros.

A Ivan Perišić le anularon un gol por una posición adelantada y al argentino Lautaro Martínez otro por un empujón.

Poco después de cumplida la hora de juego, no obstante, Perišić desbordó por la izquierda y sacó un centro que se desvió y le llegó a Matteo Darmian. Su remate fue rechazado, pero el balón quedó servido para que Džeko fusilase al arquero desde la entrada del área.

Seis minutos después Džeko aumentó de cabeza al conectar otro centro desde la izquierda al segundo palo.

A poco del final Dodo casi descuenta, cuando un remate suyo dio en el poste y cruzó el arco pegado a la línea. El Shakhtar, no obstante, en ningún momento dio la sensación de que podía remontar la desventaja.