El pugilista mexicano, Francisco ‘Gallo’ Estrada, tuvo una noche de gloria al vencer a Román ‘Chocolatito’ González para llevarse la Trilogía entre ambos y conquistar nuevamente el Campeonato Mundial Supermosca del CMB.

Tras una pelea llena de emoción, técnica, dramatismo y adrenalina, el pugilista mexicano se impuso en las tarjetas por decisión mayoritaria por 114-114, 116-112 y 115-113.

En la primera contienda (2012), el nicaragüense se impuso, mientras en la revancha (2021) y ahora, el boxeador tricolor salió avante.

“Siempre voy de menos a más, pero esta vez no podía hacer eso ante el ‘Chocolatito’ porque es un guerrero. Es un futuro Salón de la Fama; yo no me pongo a su nivel, hoy me impuse porque estuve mejor preparado físicamente”, explicó el originario de Puerto Peñasco, Sonora.

Con un gran inicio de pelea, el boxeador sonorense comenzó a dominar los primeros asaltos, luciendo su jab, la movilidad de piernas y velocidad en sus golpes. Sin importar que los puños del ‘Gallo’ no tenían la potencia necesaria, fueron suficientes para contener a su rival.

No obstante, al llegar a la segunda mitad de la pelea, González resurgió y fue bastante agresivo, llevando a las cuerdas al ‘Gallo’ para dominar la contienda e imponer ahora su estilo incisivo.

Con sus golpes, siempre hacia el frente, bloqueó las salidas del mexicano y lo obligó a boxear hacia atrás.

No obstante, en los últimos rounds de la contienda, Estrada volvió a recurrir a su velocidad, combinaciones de golpes y jab, dejando ver que aún tenía piernas para seguir en la batalla y logró recomponer el camino.

En el onceavo asalto, impuso su estrategia, obstaculizando al nicaragüense y ahora haciéndolo retroceder para ganar el asalto.

En el round final, Estrada de nuevo hizo gala de su estrategia para salirse de las cuerdas, atacar y poder alejar a González, con lo cual logró imponerse en una pelea bastante pareja ante los ojos del público y los jueces.

Martínez sigue reinando

En una pelea bastante complicada para Julio César Martínez, ‘Rey’ logró salir adelante frente a Samuel Carmona por decisión mayoritaria y retuvo el cetro Mosca del CMB.

Se terminó el invicto

Joselito Velásquez lo intentó, pero no pudo ante Cristofer Rosales, quien se impuso por decisión unánime, arrancándole así el invito al olímpico mexicano.