El polémico centro comercial Mítikah finalmente abrió sus puertas este viernes 23 de septiembre; sin embargo, fue recibido con protestas, pintas y bloqueos por vecinos del pueblo de Xoco, Coyoacán, quienes desde hace 13 años se han opuesto al proyecto inmobiliario.

Esta tarde, decenas de inconformes bloquearon Avenida Río Churubusco, en la Ciudad de México, pues señalan que la plaza y el enorme edificio sólo han traído problemas de agua y movilidad a la región.

Además acusaron a los responsables del proyecto de apropiarse de espacios que antes eran públicos y haber talado decenas de árboles para la construcción del inmueble desde hace años.

Los vecinos también cerraron todos los carriles de Avenida Universidad, lo que provocó afectaciones viales en la zona y la molestia de algunos automovilistas; pero los manifestantes señalaron que esto se habría evitado si no se hubiera construido el complejo.

Al grito de “agua sí, megaproyectos no”, los vecinos de Xoco realizaron pintas en la fachada del centro comercial y acusaron a la empresa administradora de corrupción en la obtención de los permisos de las autoridades capitalinas.

Lee también: Constructora de Torre Mítikah es multada con más de 40 mdp por tala de árboles

Va a caer, esa torre va caer”, coreaban las decenas de manifestantes mientras golpeaban con las palmas algunos de los cristales del centro comercial y locales de marcas como Liverpool.

Los administradores del lugar se apresuraron a cerrar todos los acceso al inmueble para evitar que las personas expresaran su inconformidad dentro de la plaza; la cual también provocó el cierre de Centro Coyoacán luego de 33 años de existencia.

La jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, ha dicho que su administración garantizará que la empresa cumpla con las obras de mitigación para reparar los daños al ambiente de la región.

“La gran mayoría de los habitantes han sido consultados, revisados y están de acuerdo en que las obras de mitigación se lleven a cabo; recuerden que no estamos autorizando ninguna obra adicional, sino sencillamente cómo se realizan las obras de mitigación, y las modificamos completamente a como estaba en el gobierno pasado”, indicó la mandataria en marzo pasado.

Además del centro comercial, el proyecto Mítikah incluye una torre de departamentos y oficinas de 62 pisos y 267 metros de altura, el cual tuvo una inversión de 22 mil 500 millones de pesos.