La Arquidiócesis Primada de México informó este viernes que el arzobispo emérito de México, Norberto Rivera Carrera, ha dejado el hospital luego de experimentar un cuadro grave de COVID-19.

Por medio de un comunicado en redes sociales, la organización religiosa dijo que la salud del cardenal ha evolucionado de manera positiva, por lo que finalmente podrá regresar a su casa.

“Agradecemos a Dios que este día deja el hospital para trasladarse a su domicilio y continuar el proceso de recuperación”, indicó.

Cabe recordar que Rivera Carrera fue hospitalizado a mediados de enero, luego de presentar complicaciones respiratorias por el coronavirus SARS-CoV-2.

Días después, fuentes cercanas al líder religioso confirmaron que tuvo que ser intubado para recibir respiración asistida por medio de un ventilador.

Además que Hugo Valdemar, ex vocero de la Arquidiócesis, acusó al actual arzobispo, Carlos Aguiar Retes, de abandonar a Rivera Carrera, a quien no le costearon los gastos médicos ni se le ofreció apoyo espiritual.

La Arquidiócesis Primada de México confirmó que no pagaban los gastos del cardenal, pues éste había decidido atenderse en un hospital privado; mientras que el apoyo económico se da únicamente para instituciones públicas.

A finales de enero, Rivera Carrera fue desintubado, aunque aún presentaba secuelas de la enfermedad.

Ahora, el cardenal de 78 años podrá seguir el tratamiento desde su domicilio.

Lee también: En plena pandemia, el papa Francisco visita a minoría de fieles en Irak (VIDEO)