Los 164 detenidos en Michoacán quienes presuntamente pertenecen a la organización Pueblos Unidos no tienen derecho a fianza y están acusados de delitos graves, afirmó el gobernador del Estado, Alfredo Ramírez Bedolla.

“No tienen derecho a fianza, si se les imputó el delito de portación de arma de uso exclusivo de las fuerzas armadas, y tampoco se puede dar toda la información porque luego si cometemos alguna omisión la puede usar la defensa, pero, tengamos confianza, yo tengo confianza en el Poder Judicial Federal de que van a estar sujetos a proceso en prisión y los delitos”, explicó el mandatario michoacano.

Dijo que su gobierno mantiene un enfoque diferente en la relación con los grupos de autodefensa, cuya formación ya no se promueve desde la administración estatal.

“Los delitos sí son graves. Hay que mandar con claridad el mensaje de que los grupos armados, autodefensas, o como se les denomine, están fuera de la ley. Están cometiendo un delito estos grupos”, expresó el mandatario michoacano.

“Ahí sí hay una diferencia total entre nuestra visión de gobierno y la de antes, cuando Enrique Peña Nieto mandó al virrey (Alfredo Castillo, entonces comisionado para la seguridad). Ellos armaron a las autodefensas y ahora nosotros los tenemos que desarmar y ponerlos a disposición de las autoridades”, expuso Alfredo Ramírez Bedolla.