“Muerta de hambre”, hermana de Octavio Ocaña acusa a policía de robarle joya de oro

La joven denunció a través de redes sociales que una mujer policía robó una joya de oro de 14 quilates a su hermano, tras el incidente en el que perdió la vida

Comparte esta nota

Tras la muerte de Octavio Ocaña, su familia ha lanzado una serie de acusaciones contra las autoridades, la última de ellas fue la denuncia que Bertha, hermana del actor, hizo en redes sociales, en la que asegura que una mujer policía robó una joya de oro perteneciente al fallecido. 

A través de una historia de Instagram, Bertha, una de las hermanas del actor, dijo que una oficial se había guardado una esclava de oro de 14 quilates que Ocaña siempre portaba. 

La joven llama a la mujer policía que presuntamente robó la cadena “muerta de hambre, asesina, ratera”, además de afirmar que el presunto robo es una prueba más de que los policías “son unos cerdos asesinos”. 

La hermana de Ocaña reiteró que “llegarán hasta las últimas consecuencias”, pues la familia del intérprete de Benito Rivers, en el programa cómico Vecinos, no cree en la versión oficial acerca de la muerte del actor. 

Te sugerimos: ‘El arma sí era de él, pero el disparo que le entró no era de ese calibre’: papá de Octavio Ocaña

“Esta muerta de hambre, asesina, ratera, se guardó una esclava que siempre traía puesta mi hermano. Una prueba más de que son unos cerdos, asesinos y vamos a llegar hasta las últimas consecuencias”, escribió Bertha. 

Sin embargo, las acusaciones de Bertha no solo se limitaron a mencionarlo, sino que costeó una serie de fotografías en las que se observa a la mujer guardando un objeto en su bolsillo, una especie de cadena. 

Las imágenes se acompañan de un texto que dice “qué bonita cadenita, oro de 14K ¿qué debo hacer?, feliz navidad cositas”. 

Nerea Godínez, novia del difunto actor, reafirmó lo expuesto por Bertha, y a su vez afirmó que robaron una joya de oro a Octavio Ocaña. 

“No les bastó matarlo, puercos. ¡Le robaron todo lo que pudieron! Esa cadena era nuestra, ojalá se pudran en la cárcel”, aseguró Godínez.

De acuerdo con la versión oficial, Ocaña no se detuvo ante el llamado de la policía de Cuautitlán Izcalli, lo que derivó en una persecución el viernes pasado. 

Presuntamente el actor tenía un arma de fuego en la mano derecha al momento que su camioneta se impactó en la carretera Lechería – Chamapa, lo que provocó que se disparara accidentalmente.

Salir de la versión móvil