¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Reporte
GDL
imagen principal

QueSeaLey

Lucha por los derechos sexuales y reproductivos

Jonathan Ávila

En la discusión sobre los derechos sexuales y reproductivos en Jalisco grupos conservadores rechazan la admisión de nuevas garantías para la mujer ante la posibilidad de que se abra la puerta al aborto legal y seguro en la entidad


Jul 9, 2019
Lectura 6 min
portada post

La defensa y cumplimiento de los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres en Jalisco se vislumbra aún lejana, a pesar de los intentos institucionales de las autoridades locales. Las presiones de los grupos conservadores parecen replegar cualquier intento de diálogo como el que la semana pasada se buscaba desde el Congreso de Jalisco.

La fracción parlamentaria de Morena en la entidad llamó a académicas y feministas para exponer las implicaciones de la progresividad de los derechos sexuales y reproductivos la semana pasada. Pero durante el foro, las expresiones del Frente Nacional por la Familia se hicieron presentes bajo el argumento de que el evento tenía como intención avanzar en una iniciativa para despenalizar el aborto.

“Hoy se logró detener el show que tenía preparado Morena en Jalisco con el foro sobre ‘Progresividad de Derechos sexuales de la mujer’. Con un panel totalmente a favor del aborto se hizo un llamado para que los diputados locales eliminaran el blindaje que existe en el artículo cuatro en la Constitución a favor de la vida desde la fecundación hasta la muerte natural”, dijeron los representantes del Frente en Jalisco.

Esto pese a que desde el inicio del foro en el que se discutió este tema, el líder de la bancada local, Bruno Blancas, expresó que la intención no era la legalización del aborto en lo particular, sino ampliar los derechos de las mujeres a la salud.

El diputado local dijo que estaba a favor de la vida, pero en referencia a su solidaridad con las mujeres que ponen en riesgo su integridad por la falta de mecanismos institucionales que dieran cobertura en salud.

El foro se dio en el marco del llamado ‘parlamento abierto’ en el cual la Cámara de Diputados pretende establecer un diálogo previo a la discusión legislativa de una iniciativa de reforma a la Ley General de Salud con la intención de crear un andamiaje normativo que proporcione el derecho a la salud de las mujeres por parte del Estado

Así lo expresó la representante del diálogo, la diputada federal por Nuevo León, Paola González Castañeda.

“Hablamos desde la mujer que quiere interrumpir su embarazo, de la que no quiere interrumpir su embarazo y desea continuarlo, hasta la mujer que ha querido tener hijos y que de alguna manera no ha podido ser y tiene que acudir a instituciones privadas con más de un millón de pesos, o que le piden que garantice que tiene propiedades cosas que son muy violatorias.

México ha participado en tratados internacionales que no han sido respetados, que no han sido sobre todo abordado en la legislación mexicana. Ahora es el momento de hacerlo, tenemos una deuda existencial con las mujeres y ahora toca saldarla

- Paola González Castañeda

Diputada federal por Nuevo León

Pero desde muy temprano, grupos conservadores locales ligados al Frente Nacional por la Familia protestaron a las afueras del recinto legislativo con la intención de que no sea tocado el artículo cuarto de la constitución local, promovido por el PAN hace décadas, que reconoce la vida desde la fecundación, a pesar de que la Comisión Nacional de Derechos Humanos ha señalado su inconstitucionalidad.

Esto lo promovió la organización denominada “Qué Viva México”, quienes se plantaron con pancartas previo al diálogo y llamaron ‘sicarios del aborto’ a quienes se mostraban a favor de ampliar los derechos de las mujeres.

Beatriz García Lazcano, integrante de la agrupación, dijo que su organización estaba en contra de la interrupción legal del embarazo en casos de violación bajo el argumento de que “deja más daños psicológicos a las víctimas”.

Los opositores al proyecto federal mostraron su desconocimiento del tema, al argumentar la defensa del marco constitucional de Jalisco, cuando la propuesta a discusión de los diputados y académicos en el Congreso del Estado iba enfocada a una iniciativa de carácter federal como la Ley de Salud.

Las críticas y presiones que han pretendido hacer los grupos conservadores locales incluyen a empresarios ligados a la iglesia católica, representantes populares y líderes religiosos.

Integrantes de la organización denominada ‘Qué Viva México’ se plantaron con pancartas y llamaron ‘sicarios del aborto’ a quienes están a favor de ampliar los derechos de las mujeres

En Jalisco, el poco avance en esta materia ha sido a partir de la implementación de la Norma Oficial Mexicana 046 sobre la Interrupción Legal del Embarazo (ILE) en casos de violación y su aplicación para casos de menores de edad.

“Un logro local que es preciso resaltar es que Jalisco hizo un aporte sustancial al proceso de la alerta cuando incluyó los Derechos Sexuales y Reproductivos, enfatizando que el incumplimiento de la NOM-046 es una de las más graves violencias que viven niñas, jóvenes y mujeres, quienes después de sufrir violencia sexual experimentan violencia institucional y de Estado al no poder acceder a la interrupción legal de un embarazo consecuencia de una violación”, señaló recientemente Paola Lazo Corvera, defensora de derechos humanos.

La representante federal en su paso por Jalisco expresó que se sabe del rechazo que puede causar una iniciativa como la que se está promoviendo a nivel nacional. Pero dijo estar esperanzada en que se genere una aceptación de su contenido a partir del diálogo y la información.

Visión limitada de los derechos sexuales y reproductivos

Los grupos conservadores han enfocado su crítica en la cuestión del aborto. Sin embargo el tema de los derechos sexuales y reproductivos es mucho más amplio, incluye también a los hombres, pero su enfoque es mayormente ligado a la protección de la población femenina.

La Oficina del alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos describe los derechos sexuales y reproductivos como aquellos que incluyen el ejercicio de la sexualidad de manera independiente de la reproducción, la libre discriminación, presión o violencia en la vida y decisiones sexuales.

También el contar con acceso a la educación sexual y afectiva desde temprana edad para el desarrollo de la personas y el ejercicio responsable de la sexualidad en forma plena, libre e informada.

Ligado al acceso a los servicios médicos de calidad, adecuados y dignos para la salud de las personas.

Te puede interesar: Abortos en menores, un riesgo latente


Notas relacionadas

Mar 15, 2019
Lectura 16 min

QueSeaLey

Ellas abortan

Mariana Recamier


Mar 15, 2019 Lectura 16 min

Ago 20, 2018
Lectura 6 min

QueSeaLey

Aborto legal en México, ¿posible?

Laura Islas


Ago 20, 2018 Lectura 6 min

Jun 15, 2018
Lectura 4 min

Comentarios