La intoxicación masiva sufrida por asistentes a una boda realizada en el Hotel Sheraton Ambassador, en el centro de Monterrey, provocó que cientos de usuarios ‘quemaran’ al establecimiento a través de sus redes sociales, donde se leyeron testimonios que evidenciaron supuestas malas prácticas que tenían años sucediendo.

En la página oficial de Facebook del hotel, diversos usuarios mostraron su descontento con lo ocurrido el pasado sábado, donde más de 200 personas resultaron intoxicadas al ingerir el agua del lugar; entre los comentarios, resalta el de una usuaria que habría realizado prácticas como nutrióloga en el área de calidad de cocina.

De acuerdo con su testimonio, la entonces practicante insistió en repetidas ocasiones en que se reforzaran las medidas de higiene en el lugar, especialmente con la refrigeración correcta de alimentos y la colocación de jabón y desinfectante en áreas de cocina.

“Les comenté de muchísimas malas prácticas que se estaban manejando pero siempre me detenían por (falta de) presupuesto; eran cosas básicas, como jabón en las áreas correspondientes, tapas para botes de basura, desinfectantes para frutas y verduras, etcétera…¡Esto fue en 2017!”, narró la usuaria.

“Nosotros no estuvimos en la boda, pero fuimos huéspedes del 22 al 27 de Noviembre y nos ocurrió lo mismo, presentando síntomas desde el jueves 24; fue horrible nuestra estancia y la verdad jamás lo recomendaré ni volverá hacer una opción para mi”, señaló otro usuario.

Huéspedes narran experiencia

En la página oficial del hotel, manejado por la firma Marriot, se pueden leer críticas negativas anteriores al incidente del sábado pasado, la mayoría de ellas por parte de huéspedes extranjeros que tuvieron experiencias similares con el agua del lugar.

“Este es un hotel pobremente administrado y con muchos problemas, pero el agua es el mayor de todos; nueve de once personas en nuestro grupo se enfermaron (…) No me gusta escribir este tipo de críticas, pero no quiero que nadie más se enferme”, reza el testimonio, escrito en inglés y que data del martes 22 de noviembre.

El resto de las críticas que se pueden encontrar en el sitio resaltan la presunta presencia de fauna nociva al interior de las habitaciones, el mal estado del amueblado, goteras, falta de agua caliente y hongos en las regaderas.

Hotel guardia silencio

Desde que el incidente trascendió a la opinión pública, el Sheraton Ambassador no ha asumido una postura oficial, limitándose a contestar las críticas de los usuarios con el mismo mensaje de contención.

“La seguridad y el bienestar de nuestros huéspedes es nuestro principal prioridad. Estamos al tanto de la situación y tomando las acciones pertinentes para dar una solución. Te contactamos en breve por medio de mensaje privado para poder atender y responderte de manera personalizada”, copia y pega la administración del hotel en cada comentario.

La Secretaría de Salud de Nuevo León anunció la clausura temporal del lugar el pasado martes, señalando que en en un muestreo general del agua del lugar se encontraron bacterias y virus de la familia CampylobacterNorovirus, Sapovirus y distintos tipos de E. coli