¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Reporte
Nacional
imagen principal

Famex2019

Helicóptero de los Zetas a la venta

Salvador Vega

En el marco de la subasta de aeronaves que el Gobierno federal llevará a cabo en la base de Santa Lucía, uno de los vehículos en puja será el transporte personal de Omar Treviño Morales, alias ‘El Z-42’, el cual fue incautado en 2015


Abr 25, 2019
Lectura 7 min
portada post

El presidente Andrés Manuel López Obrador inauguró ayer la Feria Aeroespacial México (Famex) 2019, un encuentro internacional que se aprovechará para realizar la segunda subasta de vehículos aéreos del Gobierno federal.

Entre los 72 aviones y helicópteros que la Federación pondrá a disposición de particulares en los próximos días, una de ellas le fue incautada a Omar Treviño Morales, líder y fundador del cártel de los Zetas, en el año 2015.

72 aeronaves serán subastadas por el Gobierno federal

Se trata de un helicóptero marca Agusta modelo A109S Grand, con número de serie 22055 y año de fabricación 2007, actualmente en posesión de la Fiscalía General de la República (FGR), como lo confirmaron fuentes a Reporte Índigo.

El 9 de marzo de 2015, cinco días después de la captura del entonces líder del grupo delictivo en el estado de Nuevo León, las autoridades federales aseguraron los helicópteros en los hangares “Casa Verde” y el Aeropuerto del Norte, esto en los municipios de San Pedro Garza García y Apodaca, respectivamente.

Sobre los helicópteros –ambos de la marca Agusta, pero de distintos modelos, matrículas y años de fabricación– usados para la transportación personal de Treviño Morales y su operador financiero, Carlos Arturo Jiménez, la entonces Procuraduría General de la República realizó los tramites administrativos para ponerlos a disposición del Servicio de Administración y Enajenación de Bienes (SAE). Sin embargo en la actualidad, el órgano de la Secretaría de Hacienda sólo cuenta con la nave modelo A109E Power, con número de serie 11044 y año de fabricación 1999.

La otra nave –modelo A109S Grand– fue devuelta a la PGR dos años después del decomiso, el 30 de marzo de 2017. Este segundo helicóptero, del que era propietario el Z-42, fue restituido a la Procuraduría mediante el acta de devolución DEV/PGR/DRNE/ DRNE/0005/17/03 y ahora será objeto de puja durante la Famex 2019.

En caso de que el gobierno federal logre vender esta aeronave, podría utilizar los recursos para el desarrollo social, como lo ha anunciado, y sentaría un precedente positivo al utilizar los bienes confiscados a los grupos criminales en favor de la ciudadanía, una acción que quedó pendiente en las pasadas administraciones.

2.6 millones de dólares es el precio promedio en el mercado del helicóptero A109S del ‘Z-42’

En tanto, el modelo A109E Power, sigue en estatus de “depositaria” bajo el resguardo de la SAE, pero no participará en la subasta de esta semana del Gobierno federal.

De acuerdo con la página de venta de aeronaves Controller. com, un helicóptero Agusta modelo A109S Grand del 2007, tiene un costo promedio de 2.6 millones de dólares. En tanto, el modelo A109E Power fabricado en el año 1999, se vende desde 1.2 millones de dólares en el mercado internacional.

Asimismo, otras páginas como Avbuyer.com y Aircraft24. es, indican que los modelos más recientes de la misma marca –la cual fabricó aeronaves desde 1996 hasta 2015– pueden llegar a costar hasta 3.2 millones de dólares.

Naves estratégicas

Los helicópteros de Omar Treviño Morales fueron utilizados para los viajes del narcotraficante en el interior de la República, sin que éste fuera detectado por las autoridades de la administración del entonces presidente Enrique Peña Nieto.

Sin embargo, el miércoles 4 de marzo de 2015, el Z-42 fue detenido en un operativo conjunto del Ejército y la Policía Federal, en una residencia de la colonia Fuentes del Valle, de San Pedro Garza García, Nuevo León.

En ese momento, el líder de los Zetas era uno de los hombres más buscados en México y el mundo, con una recompensa de las autoridades mexicanas equivalente a 30 millones de pesos por datos que permitieran su ubicación y captura. De igual forma, el gobierno de Estados Unidos, a través de la DEA, ofrecieron una recompensa de cinco millones de dólares por información del Z-42.

El Z-42 fue detenido en Nuevo León en 2015 por elementos del Ejército y la Policía Federal, la FGR es quien lo posee en la actualidad

Desde la muerte del fundador, Heriberto Lazcano “El Lazca” en octubre de 2012, los hermanos Treviño Morales se hicieron con el control del grupo criminal, siendo Miguel Ángel, alias el Z-40, quien mantuvo el liderazgo de los Zetas hasta su arresto en 2013. Luego de esto, su hermano Omar asumió el poder del cártel, cuyo foco de operaciones se concentraba en los estados de Nuevo León, Tamaulipas y Veracruz.

Los Zetas son señalados como principales responsables de la masacre de 72 migrantes en el estado de Tamaulipas en el 2010 y el atentado perpetrado un año después en el Casino Royale de la ciudad de Monterrey, en donde perdieron la vida 56 personas en un incendio provocado por integrantes del grupo criminal.

Además, esta organización criminal mantiene operaciones activas en Veracruz, estado en donde los enfrentamientos contra el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) han generado un clima de violencia difícil de controlar.

En busca de la austeridad

Durante su conferencia matutina del miércoles, el presidente López Obrador estuvo acompañado por el secretario de la Defensa Nacional, Luis Cresencio Sandoval y por el director general del Banco Nacional de Obras y Servicios (Banobras), Jorge Mendoza Sánchez.

Los funcionarios federales explicaron que la subasta a realizarse esta semana en la base aérea de Santa Lucía contaba con todo un protocolo de organización con el objetivo de cumplir el decreto de austeridad republicana impulsado por el Ejecutivo.

Se informó que en un trabajo conjunto con varias dependencias del gobierno, se analizaron las 263 naves que integran la flota actual del Gobierno federal, siendo únicamente 72 –33 aviones y 39 helicópteros– las que podrán ponerse a la venta durante la Famex 2019.

Para determinar la viabilidad de las subastas se utilizaron tres criterios: que las aeronaves estuvieran siendo utilizadas para el traslado de funcionarios públicos, que no cumplieran con las funciones de los programas o acciones de la dependencia a la que pertenecen y que no tuvieran “vocación para el beneficio” de la ciudadanía, siendo esta última categoría la que se ajusta al helicóptero del Z-42.

“Vamos a estar trabajando en este proceso de enajenación con el acompañamiento de las Naciones Unidas (ONU), y cabe mencionar que el pasado 23 de abril logramos firmar el segundo convenio con este organismo internacional, esto para iniciar el proceso de venta de las naves”, explicó Mendoza Sánchez, quien añadió que se realizarán los estudios de mercado con los respectivos avalúos, para lograr la identificación de un mecanismo de venta adecuado que subasta exitosa en los próximos días

Por la tarde, durante el acto inaugural de la Famex 2019 en la base de Santa Lucía, el presidente López Obrador explicó que la decisión de poner en venta aviones y helicópteros del Gobierno es en consideración del principio de austeridad republicana, añadiendo que en su administración “no se permitirán los lujos y extravagancias”.

De igual forma, detalló que a partir de ahora, los funcionarios públicos del actual gobierno se tendrán que transportar en aeronaves comerciales, siendo la flota de la Federación “exclusiva” para la atención de la ciudadanía.

Comentarios