Las declaraciones de Aldo Facsi, Secretario de Seguridad de Nuevo León, sobre que la inseguridad que vive el estado no puede ser arreglada “ni por Superman”, le cayeron de peso al gobierno, quien a través de un comunicado, busca desmentir las palabras de su secretario.

A través de un comunicado de prensa, el Gobierno de Nuevo Léon expresa: “Este Gobierno reitera su postura irrestricta de fijar la seguridad como su más alta prioridad, y enfatiza que no escatimaría recursos de ninguna índole para garantizar su tranquilidad de las y los nuevoleoneses”.

En la misma carta se hace del conocimiento de los medios de comunicación que en todo momento la instrucción que ha girado el Gobernador Jaime Rodríguez Calderón en materia de seguridad es equilibrar la formación táctica de los elementos policíacos con la sensibilidad, para que el policía tenga confianza y cercanía con la población.

También expresa que nunca se ha planteado la posibilidad de reducir el número de elementos de la Institución Policial Estatal, Fuerza Civil o debilitar sus capacidades tácticas y operativas.

“Ha sido una política constante de gobierno consolidar una estrategia de seguridad que no se límite a la fuerza de la reacción sino que se acerque a la policía de la comunidad mediante acciones de prevención y proximidad.