¡Tu navegador no soporta JavaScript!
Reporte
Nacional

CASOGRACE

Darán seguimiento a uso de cannabidiol

Félix Córdova

Con la finalidad de crear un precedente científico que respalde la legalización de la mariguana en México para fines médicos, un grupo de investigadores del Tecnológico de Monterrey realizará un protocolo de investigación independiente.

En este proyecto se documentarán los beneficios del cannabidiol en un grupo de pacientes que sufran del Síndrome Lennox-Gastaut, explicó el neuropediatra Carlos Aguirre.


Nov 29, 2015
Lectura 5 min

3 a 15 años es el rango de edad que deben cumplir los pacientes para participar en el proyecto

La pequeña Grace podría dejar de ser la única una vez que los investigadores del Tecnológico de Monterrey inicien con la investigación

Con la finalidad de crear un precedente científico que respalde la legalización de la mariguana en México para fines médicos, un grupo de investigadores del Tecnológico de Monterrey realizará un protocolo de investigación independiente.

En este proyecto se documentarán los beneficios del cannabidiol en un grupo de pacientes que sufran del Síndrome Lennox-Gastaut, explicó el neuropediatra Carlos Aguirre.

Explicó que alrededor de 15 doctores especialistas en el tema se acercaron con el Tec, la Secretaría de Salud de Nuevo León y la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), para obtener los permisos para realizar este protocolo.

“Sería una primera experiencia avalada científicamente del beneficio del medicamento sobre la epilepsia y niños con este producto que es el cannabidiol”, dijo Aguirre. “Y entonces esto puede ayudar a otros pacientes con otros tipos de epilepsia y también ser digamos un argumento que apoye los esfuerzos que hay por legalizar el uso medicinal del cannabidiol (medicamento derivado de la mariguana)”.

Los investigadores que impulsan el estudio son catedráticos del Tecnológico de Monterrey en el área de neuropediatría.

En México solo existe un caso en el que se usa el cannabidiol como medicamento para controlar ataques de epilepsia. Se trata de Graciela Elizalde Benavides, la pequeña de 8 años de edad, y a quien poco después de haber nacido se le detectó el Síndrome de Lennox-Gastaut, enfermedad que le provoca hasta 400 convulsiones por día.

Raúl Elizalde y Mayela Benavides, padres de la niña, lograron traer a México el medicamento cannabidiol por medio de un amparo otorgado el pasado 17 de agosto por el Juez Tercero en Materia Administrativa, Martín Santos Pérez.

Pero la pequeña Grace podría dejar de ser la única una vez que los investigadores del Tecnológico de Monterrey inicien con la investigación.

El neuropediatra Carlos Aguirre detalló que se estima que el estudio dure aproximadamente un año, durante el cual los pacientes harán uso del cannabidiol y los expertos estudiarán y documentarán los avances en cada uno de ellos.

Con el primer acercamiento que tuvieron con las autoridades, incluyó el catedrático, se han tenido vistos buenos para el inicio de la investigación.

Para analizar los casos de pacientes que podrían ser beneficiados con el uso del cannabidiol durante la investigación, este sábado se realizó una sesión informativa en la que los expertos conocieron a algunas de las personas interesadas en usar el cannabidiol como medicamento.

De momento se desconoce cuántas personas podrían formar parte de la investigación, pero se estima que el estudio se realice con cerca de 26 a 150 pacientes, mismo que iniciará una vez que los permisos sean avalados por las autoridades, pues aún están proceso de aprobación.

Aguirre explicó que el medicamento derivado de la mariguana sería importado desde de Colorado, Estados Unidos. 

Aunque el cannabidiol es un medicamento derivado de la mariguana, no contiene el componente psicoactivo del cannabis; es decir, no le provoca ningún tipo de adicción o alteración a quien lo usa.

“Este protocolo deberá de ser aprobado por los comités de Ética e Investigación del Tecnológico de Monterrey y de la secretaría estatal de Salud y del Cofepris, por tratarse del uso de un medicamento derivado del cannabis (…) y pues finalmente se va a requerir hacer el trámite de la importación del medicamento.

“Vamos a ver la eficacia y la seguridad del cannabidiol en la epilepsia que no se controla con ningún otro medicamento”, detalló el especialista.

Dan visto bueno a la investigación

El neuropediatra Carlos Aguirre detalló que se estima que el estudio dure aproximadamente un año, durante el cual los pacientes harán uso del cannabidiol y los expertos estudiarán y documentarán los avances en cada uno de ellos.

Con el primer acercamiento que tuvieron con las autoridades, incluyó el catedrático, se han tenido vistos buenos para el inicio de la investigación.

Para analizar los casos de pacientes que podrían ser beneficiados con el uso del cannabidiol durante la investigación, este sábado se realizó una sesión informativa en la que los expertos conocieron a algunas de las personas interesadas en usar el cannabidiol como medicamento.

De momento se desconoce cuántas personas podrían formar parte de la investigación, pero se estima que el estudio se realice con cerca de 26 a 150 pacientes, mismo que iniciará una vez que los permisos sean avalados por las autoridades, pues aún están proceso de aprobación.

Aguirre explicó que el medicamento derivado de la mariguana sería importado desde de Colorado, Estados Unidos. 

Aunque el cannabidiol es un medicamento derivado de la mariguana, no contiene el componente psicoactivo del cannabis; es decir, no le provoca ningún tipo de adicción o alteración a quien lo usa.

“Este protocolo deberá de ser aprobado por los comités de Ética e Investigación del Tecnológico de Monterrey y de la secretaría estatal de Salud y del Cofepris, por tratarse del uso de un medicamento derivado del cannabis (…) y pues finalmente se va a requerir hacer el trámite de la importación del medicamento.

“Vamos a ver la eficacia y la seguridad del cannabidiol en la epilepsia que no se controla con ningún otro medicamento”, detalló el especialista.

Comentarios