En conferencia de prensa, la Secretaría de Movilidad anunció el cierre temporal de seis estaciones de la Línea 2 de Metrorrey debido al hallazgo de una falla estructural que pone en riesgo la vida de usuarios, automovilistas y transeúntes.

Abraham Vargas, director del Sistema de Transporte Colectivo Metrorrey, confirmó que las estaciones afectadas serán las de Niños Héroes, Universidad, Anáhuac, San Nicolás, Tapia y Sendero, ubicadas en el municipio de San Nicolás, mismas que cerrarán un periodo aproximado de entre dos y seis meses.

En consecuencia, el funcionario afirmó que el déficit en movilidad será compensado con el uso de camiones de transporte público, mismos que se utilizarán para transportar a los usuarios de forma provisional.

 

Culpan a la ‘vieja política’

El titular de Movilidad, Hernán Villarreal, señaló que, durante años, la estructura de Metrorrey soportó un peso para el que no estaba diseñada, una “herencia” de anteriores administraciones.

“La corrupción y la negligencia de la vieja política pusieron en riesgo la vida de las y los nuevoleoneses”, podía leerse en una de las filminas que presentaron las autoridades, al tiempo que Villarreal explicaba que desde 2017 se detectaron grietas en los capiteles de la estructura.

“El día de hoy se tomó la decisión de cerrar porque un día más sería un día más con el riesgo de los usuarios; aunque tangamos problemas inicialmente para que los usuarios se desplacen, no podíamos de ninguna forma arriesgar la vida de los usuarios“, explicó el funcionario.

A pregunta expresa, los funcionarios explicaron que son varios los proveedores que brindaron sus servicios para la construcción de la estructura y se emprenderá una investigación para deslindar responsabilidades.

“Se van a hacer las denuncias y se castigará a quien resulte responsable; en este momento no nos ha dado tiempo de verificar eso a cabalidad, pero definitivamente se tomarán las denuncias (…) Les iremos informando a medida que se vayan tomando decisiones”, explicó Villarreal ante los medios.

Al cierre, los funcionaros pidieron colaboración a todos los municipios para solventar la crisis de movilidad que se disparará a partir del cierre parcial de Metrorrey, recordando que la vialidad es principalmente tarea de los presidentes municipales.