El ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Arturo Zaldívar, recibió este jueves a la y los magistrados del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) que votaron por remover a José Luis Vargas Valdez de la presidencia de dicho organismo.

De esta manera, el también presidente del Consejo de la Judicatura Federal se reunió con Janine Otálora Malassis, Reyes Rodríguez Mondragón, Indalfer Infante Gonzales, Felipe Alfredo Fuentes Barrera y Felipe de la Mata Pizaña.

De acuerdo con la SCJN, se trató de un “diálogo constructivo con el objetivo de buscar consensos y alternativas para dar salida a la situación que hoy prevalece en el máximo tribunal electoral del país”.

Lee también: Es falso el tuit donde supuestamente Rodríguez Mondragón llamó “viejo culero” a AMLO

De esta manera, Zaldívar y los llamados “magistrados rebeldes” coincidieron en que el diálogo y la conciliación son la única vía para atender la coyuntura por la que atraviesa el TEPJF.

“El diálogo siempre será la vía para la construcción de acuerdos y la salvaguarda de la institucionalidad. Ante la situación del TEPJF privilegiemos el bien de México sobre las ambiciones personales”, tuiteó Zaldívar.

¿Quién es el presidente legítimo del TEPJF?

La tarde de este miércoles, cinco de las y los siete magistrados votaron a favor de remover a José Luis Vargas Valdez como su presidente, pues señalaron que no ha actuado de manera ética, profesional e imparcial.

En su lugar, fue elegido el magistrado Reyes Rodríguez Mondragón para ocupar el cargo hasta noviembre de 2023.

Sin embargo, Vargas Valdez rechazó la decisión y señaló que dicha sesión careció de legalidad, pues no estaba presente él y la magistrada Mónica Soto.

Además aseguró que el pleno del Tribunal no tiene facultades legales para removerlo, pues no existe la figura de revocación mandato en la Ley Orgánica de la institución.

Finalmente, Vargas Valdez dijo seguir siendo el presidente del TEPJF e interpuso una controversia constitucional ante la SCJN para que sea validada su presidencia.