Desde el Poder Judicial, Arturo Salinas buscará acabar con el clima adverso que ha reinado entre los tres poderes. Foto: Especial

Arturo Salinas sale en defensa a la Constitución

Tras asumir un nuevo periodo de dos años ante el Poder Judicial, Arturo Salinas llamó a los representantes del Ejecutivo y el Legislativo a dejar atrás las rencillas y el clima hostil que ha reinado entre ellos durante varios meses

La polarización política en Nuevo León entre el Poder Ejecutivo y el Poder Legislativo ha llegado a un nivel inédito, una pugna feroz que no ha respetado la Constitución local y las leyes que de ella emanan.

El hecho de que Javier Navarro, titular de la secretaría de Gobierno, no publicara en el Periódico Oficial varias leyes y decretos, es uno de los ejemplos de que la Carta Magna de Nuevo León ha sido pisoteada.

Esta polarización política ha ocasionado un pleito por diversas controversias constitucionales que han llegado hasta la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN).

Un mensaje que busca unir

En este clima de violencia política, el mensaje del presidente del Poder Judicial, Arturo Salinas, después de que se concretara su reelección por dos años, demuestra que hay actores en el estado que buscan hacer prevalecer la ley y el respeto a ella.

“Ser presidente del Poder Judicial, sin duda, es un gran orgullo, y para este nuevo periodo, una gran responsabilidad por las condiciones políticas y de violencia que vive el estado.

“Sé que juntos podemos seguir construyendo un Poder Judicial fuerte, transparente, mejor preparado y a la altura de lo que demanda la sociedad de Nuevo León”, dijo Salinas en su mensaje de reelección ante representantes de los tres poderes de este estado.

El presidente-magistrado ofreció un mensaje distinto saliendo de todo protocolo, claro a su estilo, y recordó a quienes acudieron que deben despojarse de intereses personales.

“Hoy nos encontramos en este recinto los representantes de los tres poderes del estado, cada uno de nosotros cumpliendo con sus obligaciones y los ciudadanos juzgándonos, en lo que decimos y cómo actuamos.

“Y lo que quiero recordarles a todos es que como autoridades solo podemos y debemos hacer lo que expresamente la ley nos faculta, debemos entender que cuando tomamos nuestro cargo debemos despojarnos de opiniones e intereses personales”, dijo Salinas.

Llama a abrazar la ley

El presidente del Poder Judicial, Arturo Salinas, habló sobre la importancia de la división de poderes en Nuevo León, un mensaje necesario en tiempos de polarización política entre el Poder Ejecutivo y el Poder Judicial.

Salinas habló de la historia de Charles Louis de Secondat, quien inició su carrera como magistrado para posteriormente ejercer como presidente del Parlamento de Burdeos, donde se le consideró un gran crítico del Poder Judicial.

En 1716, Charles recibió el título de barón de Montesquieu y en 1748, con su libro “El Espíritu de las Leyes” fue un referente en la teoría de la división de poderes, mencionó Salinas.

“La división de poderes un sistema complejo de pesos y contrapesos en donde el Poder Judicial fue una labor crucial del control Constitucional para evitar los abusos de poder y defender los derechos de los ciudadanos

“Y si yo les digo esto es porque estoy seguro de que mis compañeras y compañeros tenemos clara nuestra responsabilidad consagrada en la Constitución y porque tenemos convicciones comunes que nos han acompañado cada vez que tomamos decisiones el pleno del tribunal”, sostiene el presidente-magistrado.

Abrazando la ley, Salinas asumió este nuevo periodo en el cargo, comprometiéndose a seguir trabajando en una justicia de excelencia.

Recordando principios básicos de la democracia

Arturo Salinas habló sobre la historia de Nuevo León, recordando que se han tenido cinco Constituciones, más de 100 gobernadores, 75 legislaturas y 28 presidentes del Poder Judicial,

Tras ofrecer este contexto, el magistrado señaló que en todas estas constituciones se prohíbe que en una sola persona recaiga más de un poder.

“Hay algo que me llama mucho la atención que son tres principios fundamentales que están incluidas en todas las constituciones, el primero la división de poder y la prohibición expresa que dos de ellas recaigan en una misma persona.

“El segundo, la libertad soberana de los diputados de hablar y expresarse con total libertad, y la tercera la facultad del Poder Judicial de interpretar las leyes y aplicarlas a las circunstancias específicas.

Salinas expresó que el Poder Judicial de Nuevo León seguirá trabajando con autonomía, a través del diálogo con otros poderes y con otras instituciones, con el compromiso de seguirlos escuchando, atendiendo, pero sobre todo con el compromiso de trabajar por construir un estado fuerte, igualitario, sin violencia y con justicia.

Te puede interesar

PODERJUDICIAL La purga del Poder Judicial con la ministra Piña Al menos 12 áreas de la Suprema Corte de Justicia de la Nación y del Consejo de la Judicatura Federal tuvieron cambios de titular con la llegada de la ministra Norma Lucía Piña como su presidenta; los funcionarios salientes eran herencia de Arturo Zaldívar, cercano al Gobierno de López Obrador