Telescopio James Webb capta la imagen inédita de los icónicos Pilares de la Creación; así se ven

De hecho, fue en 1995 cuando los Pilares de la Creación fueron fotografiados por primera vez por el Telescopio Espacial Hubble de la NASA

Telescopio James Webb capta la imagen inédita de los icónicos Pilares de la Creación

De hecho, fue en 1995 cuando los Pilares de la Creación fueron fotografiados por primera vez por el Telescopio Espacial Hubble de la NASA

Comparte esta nota

Por medio de un comunicado de la NASA, se reveló la imagen inédita de los icónicos Pilares de la Creación los cuales fueron captados por el telescopio James Webb por medio de una versión de luz en el infrarrojo-medio del poderoso aparato.

Puedes leer: El telescopio James Webb capta una “huella digital” formada por dos estrellas

Se trata de los pilares tridimensionales que parecen rocosas pero que son mucho más permeables, además, están formadas por gas y polvo interestelar frío que, a veces, parece semitransparente en la luz del infrarrojo cercano.

De hecho, fue en 1995 cuando los Pilares de la Creación fueron fotografiados por primera vez por el Telescopio Espacial Hubble de la NASA, y ahora con la nueva vista James Webb ayudará a los investigadores a renovar sus modelos de formación de estrellas al identificar recuentos mucho más precisos de estrellas recién formadas, junto con las cantidades de gas y polvo en la región.

En ese sentido, los investigadores señalaron que con el tiempo, comenzarán a desarrollar una comprensión más clara de cómo se forman las estrellas y cómo brotan de estas nubes de polvo durante millones de años.

Asimismo, la NASA informó que las tres columnas de esta formación están compuestas por gas y polvo interestelar fresco que a veces se ven semitransparentes en la luz del infrarrojo cercano.

Incluso, la NASA detalló que, aunque los pilares parecen arcos y columnas “que emergen de un paisaje desértico”, están llenos de gas y polvo semitransparentes y en constante cambio.

La imagen ubicada dentro de la gran Nebulosa del Águila, que se encuentra a 6 mil 500 años luz de distancia, tiene como protagonistas a las estrellas recién formadas. Son los orbes rojos brillantes que aparecen en la punta de uno de los pilares.

“Cuando se forman nudos con suficiente masa dentro de los pilares de gas y polvo, estos comienzan a colapsar bajo su propia gravedad, se calientan lentamente y por último forman nuevas estrellas”, recalcó la NASA.

A su vez, las líneas onduladas que parecen lava en los bordes de algunos pilares son eyecciones de estrellas que todavía se están formando dentro del gas y el polvo.

Finalmente, el James Webb es una misión conjunta de la NASA con la agencia europea (ESA) y la canadiense (CSA) y fue lanzado en diciembre del año pasado.

Salir de la versión móvil