Kevin Spacey ha quedado fuera de la serie “House of Cards” tras una serie de acusaciones de acoso y agresión sexual, informó el viernes Netflix.


En un comunicado, la empresa de entretenimiento indicó que suspendió todo vínculo con Spacey y que ya no participará en ninguna producción adicional de “House of Cards” que lo incluya.

Netflix señaló que evaluará si la serie continuará sin él. Spacey ha sido el protagonista de este programa sobre intrigas políticas en Washington desde que fue lanzado en 2013.


La cadena CNN reportó que ocho trabajadores o ex trabajadores de “House of Cards” afirman que Spacey convirtió a la producción en un sitio laboral “tóxico”, y un ex empleado alega que el actor lo agredió sexualmente.

Además, Netflix indicó que no estrenará la película “Gore”, protagonizada por Spacey, que se encontraba en postproducción.

El actor no ha sido arrestado ni acusado de ningún delito. Su publicista no respondió un correo electrónico enviado el viernes por la noche en el que se le solicitaban sus comentarios.

Sin embargo, su publicista sí indicó días antes que Spacey se está “tomando el tiempo necesario para buscar evaluación y tratamiento”.


Los problemas para Kevin Spacey surgieron luego de que el Anthony Rapp lo acusara de haber abusado sexuelmente de él en 1986, cuando tenía solo 14 años.

Spacey hizo público un escrito en el que ofreció disculpas a Rapp y abundó sobre sus preferencias sexuales.
Un segundo actor, el mexicano Roberto Cavazos, también denunció públicamente a Spacey a través de Facebook.

En el comentario, Cavazos indicó que el intérprete del personaje Frank Underwood, trató de acariciarlo contra su voluntad en un bar en el teatro Old Vic de Londres, cuando el actor estadounidense fue director artístico de 2004 a 2015.